A dos años de la muerte del periodista Moisés Sánchez, prevalece impunidad

Una investigación sin resultados y sin responsables es lo prevalece en el caso de Moisés Sánchez Cerezo, periodista veracruzano que fue sustraído de su domicilio y asesinado.

 

moises sánchez

Regeneración, 02 de enero de 2016.- A dos años del secuestro y asesinato de José Moisés Sánchez Cerezo, periodista independiente de Medellín de Bravo, Veracruz, todavía no se hace justicia ni se repara el daños.

Sánchez Cerezo era dueño del periódico La Unión, cuando sus posibilidades económicas le permitían lo imprimía y repartía en el municipio. A la par, utilizaba una página de internet y las redes sociales para difundir su periodismo de denuncia social. Asuntos relacionados con el crimen organizado, la inseguridad, la corrupción de las autoridades locales y la falta o deficiencia de los servicios públicos eran lo que informaba a los habitantes de Medellín.

Hace dos años exactamente fue sustraído de su domicilio y posteriormente asesinado. Desde que Sánchez desapareció han prevalecido la omisión, irregularidades e ineficiencias en las investigaciones.

“Desde el principio se ha pretendido sustentarla con elementos probatorios totalmente endebles, basando su teoría del caso en la detención y confesión del único presunto autor material, Clemente Noé Rodríguez; quien refirió hechos que no le constan directamente, sino que obtuvo información a través de un tercero que no ha sido identificado y que involucra a autoridades municipales de Medellín”, escribió Artículo 19.

En el caso está involucrado Martín López Meneses, subdirector de la Policía municipal, chofer y escolta del entonces alcalde de Medellín, Omar Cruz Reyes, ambos personajes obtuvieron amparos pro su presunta participación en los hechos.

Y aunque la PGr tiene obligación constitucional de atraer el caso, también ha sido negligente pues no se han identificado a los autores materiales del asesinato de Moisés, tampoco se han considerado otras líneas de investigación que tengan que ver con el ejercicio periodístico de Sánchez, pese a que se sabe que el alcalde había mostrado su inconformidad con él.


Tampoco se ha investigado presunta relación entre criminales y autoridades y las investigaciones parecen acumular datos sin un verdadero método para sistematizarlos.

“El desaseo y la ausencia de objetivos claro en la investigación se encuentran plenamente demostrados. La propia Visitaduría Ministerial de la Procuraduría General de la República, instancia encargada de supervisar y vigilar las investigaciones que lleva a cabo la misma PGR, elaboró una Evaluación Técnico Jurídica del expediente de averiguación previa que está integrando la FEADLE en el caso de Moisés Sánchez, la cual es de fecha 04 de marzo de 2016, y en la que concluyó que ‘Se recomienda a la visitada [FEADLE] para que en lo subsecuente, previo a la solicitud de algún tipo de información o investigación, valore y verifique que sean acordes y necesarias para la debida integración de la indagatoria…retomando la línea principal de investigación, evitando con ello el aumento considerable del volumen del expediente'”, escribe Artículo 19.

Es por ello que la organización urge a que “se construya, previo acuerdo con las víctimas y sus representantes, un plan de investigación que brinde dirección a la indagatoria”.

Vía Artículo 19.

Comentar con facebook