Compartir

El migrante sinaloense Guadalupe Olivas se suicidó lanzándose de un puente tras ser deportado de EU. Sus tres hijos dependían económicamente sólo de él.

 

joven deportado suicidio

 

Regeneración, 22 de febrero de 2017.- El migrante sinaloense que se suicidó en Tijuana tras ser deportado de Estados Unidos se encontraba en dicho país debido a que su esposa había muerto recientemente y tenía tres hijos que dependían sólo de él.

Ver: Migrante se suicida en un puente tras ser deportado de EU

Guadalupe Olivas era un inmigrante originario de Sinaloa que había emigrado a California en 2001, pero fue deportado en 2005.

LEER MÁS:  Fondos de pensiones de EU demandaron a bancos por alterar precios de bonos de México

Fue arrestado al reingresar a EU, por lo que tuvo que pasar 18 meses en un correccional de Arizona.

Posteriormente volvió a su pueblo en los Mochis, Sinaloa, se casó y tuvo tres hijos. En el año 2015 su mujer falleció por lo que decidió regresar a Estados Unidos y enviar desde ahí dinero a sus hijos.

Al intentar reingresar, atravezando el desierto de Arizona, fue abandonado por el ‘pollero’ y otros migrantes pues él aseguró que ya no podía continuar, de acuerdo con la información recabada por El Universal.

LEER MÁS:  El enemigo de Trump no es tu amigo

Logró por fin llegar a una carretera donde pidió ayuda, pero fue detectado por la policía y arrestado otra vez.

El migrante fue deportado por última vez a México, donde tomó la decisión de suicidarse.

Si quieres informarte más, visita: Regeneración

loading...

Comentar con facebook