Compartir

Un estudio del año 2010 reveló que los adultos jóvenes “muy conservadores” tenían un coeficiente intelectual promedio de 95 puntos, mientras que los adultos “muy de izquierdas” lo tenían del 106.

Regeneración, 24 julio 2017.- Varios estudios han descubierto cuáles son los indicativos de inteligencia en la vida cotidiana.

Observaciones de científicos recopiladas por ‘The Independent’, no solo ayudaron a reevaluar el nivel de inteligencia, sino también a identificar a personas inteligentes en nuestro entorno. 

Según los resultados obtenidos por investigadores de la Universidad de Brock, en Ontario, Canadá, personas poco inteligentes durante su infancia tienen ideología de derechas y crean tendencias racistas y homófobas frente a las de izquierdas, que son más abiertas y comprensivas.

LEER MÁS:  Diputadas de ultraderecha renuncian para dar cargos a hombres

Para llegar a estas conclusiones, los investigadores se basaron en sendos estudios llevados a cabo en los años 1958 y 1970 en Reino Unido. En ellos se computó el nivel de inteligencia de miles de niños de 10 y 11 años, que respondieron a cuestiones políticas cuando llegaron a la edad de Jesucristo, los 33 años.

Entre las preguntas a las que debían contestar los chicos ya adultos, se les hacían cuestiones sobre sus prejuicios a la hora de ser vecinos de personas de una raza diferente o su preocupación a la hora de compartir trabajo.

Las conclusiones a las que llegan los investigadores de la Universidad de Brock muestran aseveraciones como que los políticos conservadores facilitan la aparición de prejuicios, por ejemplo.

LEER MÁS:  La derecha en India pretende acabar con laicidad tras victoria

Según afirman los investigadores, a raíz de los resultados de las investigaciones británicas, las personas menos inteligentes se posicionan en el espectro derecho de la política, puesto que se sienten más seguras.

Para los científicos creadores de este estudio, es la inteligencia innata la que determina el nivel de racismo de una persona, mucho más allá de su educación. Tampoco el estatus social juega un papel básico en este punto. Simplemente dice que la ideología conservadora es la vía para convertir a chicos con poca capacidad para razonar en racistas.

LEER MÁS:  Se revela falsa acusación por soborno a Lula, aún preso

Las capacidades cognitivas son clave para tener una menta abierta. Esto quiere decir que aquellas personas que las tienen bajas o muy bajas se decantan por ideologías conservadoras debido a la sensación de orden que aporta. Esta es otra de las conclusiones del estudio.

Otro estudio del año 2010 reveló que los adultos jóvenes “muy conservadores” tenían un coeficiente intelectual promedio de 95 puntos, mientras que los adultos “muy de izquierdas” lo tenían del 106.

Sin embargo, el estudio especifica que este dato es cierto para los adultos jóvenes, que tienen más tendencia a ser de izquierdas.

 

Con información de RT y Psicología y Mente.net

Si quieres informarte más, visita: Regeneración

loading...

Comentar con facebook