Compartir
Organizaciones de la sociedad civil,  piden al presidente alemán, Christian Wulff, vigilar recursos para nuestro país.
 
México, DF, 4 may 11 (CIMAC).- El presidente de la República Federal de Alemania, Christian Wulff, manifestó su preocupación por la situación de los Derechos Humanos en México y se comprometió a poner especial atención en este tema, informaron Organizaciones de la Sociedad Civil (OSC) que este lunes se reunieron con el mandatario europeo.
 
En un comunicado, las OSC señalaron que en la reunión con el presidente alemán hablaron de la violencia de género en México y de la falta de una política en materia de Derechos Humanos (DH).
 
Además abordaron asuntos como los derechos laborales y las condiciones de trabajo, la situación de las y los defensores de DH, la estrategia de seguridad nacional y las deficiencias del sistema de justicia mexicano.
 
Las organizaciones solicitaron al gobierno de Alemania que dé seguimiento a los recursos económicos que destine a México y que se asegure de que éstos beneficien a todos los actores del sistema de justicia y garanticen la protección de los DH.
 
Entre las organizaciones que se reunieron con Wulff están el Centro de Derechos Humanos de la Montaña Tlachinollan, la Red Mesa de Mujeres en Ciudad Juárez, la Red Nacional de Organismos Civiles Todos los Derechos para Todos y Todas, el Centro de Derechos Humanos Miguel Agustín Pro Juárez, el Centro Mexicano de Derecho Ambiental y la Comisión Mexicana de Defensa y Promoción de los Derechos Humanos.
 
En el contexto de la visita oficial que el mandatario alemán realizó a México, las agrupaciones hablaron con Christian Wulff para exponerle el contexto de violencia feminicida en Ciudad Juárez y el resto del país, y acusaron que el Estado mexicano es responsable de la impunidad y la discriminación de género.
 
Cabe recordar que la Unión Europea mantiene una estrecha relación con México a través del financiamiento en materia de DH en temas relacionados con el feminicidio, la violencia contra las mujeres en todas sus formas y la prevaleciente cultura de la impunidad.
 
Las OSC explicaron a Wulff que en nuestro país las y los defensores de DH son agredidos y asesinados sin que estos casos se investiguen, lo cual ya ha sido denunciado por la Oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos.
 
Recordaron que sólo en Guerrero se han otorgado 107 medidas precautorias para protegerlos, al tiempo que manifestaron su preocupación por el difícil contexto para defender los DH en México por la falta de acciones de protección.
 
Relataron que en Chihuahua defensoras como Marisela Ortiz Rivera, Cipriana Jurado, Marisela Reyes y María Luisa García se han visto obligadas a abandonar sus hogares ante las constantes amenazas.
 
“Ante la gravedad de dicha situación no extraña la falta de una visión de Derechos Humanos en las acciones de los gobiernos, tanto federal como estatales, ni el preocupante cierre al diálogo entre las autoridades y sociedad civil”, aseguraron.
 
Por ello afirmaron que es urgente que se adopte un mecanismo gubernamental de protección de defensores y periodistas.
 
Las OSC expusieron a Wulff que la reforma a la Ley de Seguridad Nacional contiene aspectos regresivos en materia de DH, ya que impide que los abusos cometidos por militares sean investigados y castigados por el fuero civil.
 
Acusaron que el Estado mexicano aún no cumple plenamente con las cinco sentencias dictadas por la Corte Interamericana de Derechos Humanos (CoIDH), cuatro de ellas relacionadas con violaciones a DH ejercidas por militares y una más por el feminicidio de tres jóvenes de Ciudad Juárez, Chihuahua. 

{jcomments on}

 

 

Si quieres informarte más, visita: Regeneración

loading...

Comentar con facebook