Muertes por sobredosis aumentaron durante confinamiento por Covid-19

Las muertes por sobredosis o consumo de drogas aumentaron durante 2020, se registraron 1 mil 735; mientras que entre 2010 y 2019 sólo se reportaron 1 mil 192.

Muertes por sobredosis aumentaron durante confinamiento por Covid-19

Regeneración, 19 de julio del 2021. Durante 2020, las muertes por consumo de estupefacientes y sobredosis aumentaron a 1 mil 735; periodo que coincide con el confinamiento por la pandemia que provocó la Covid-19. Entre 2010 y 2019 sólo se reportaron 1 mil 192 decesos.

El informe sobre la Situación de la Salud Mental y el Consumo de Sustancias Psicoactivas en México de la Comisión Nacional contra las Adicciones reveló que el consumo de sustancias psicoactivas aumentó 20 por ciento a nivel nacional.

Las drogas más consumidas fueron: alcohol, mariguana, cocaína, heroína, tranquilizantes, barbitúricos, opio/morfina e inhalables, de acuerdo con las Unidades de Especialidades Médicas Centros de Atención Primaria en Adicciones (UNEME-CAPA).

LEER MÁS:  Para elecciones 2023 Morena obtendrá el mayor financiamiento

El fentanilo fue la droga que más se consumió en el norte del país. Esta sustancia es 50 veces más potente que la morfina y su valor comercial en Estados Unidos asciende a 8 mil dólares por kilo; el cual se triplicó por los aseguramientos de las Fuerzas Armadas.

El subdirector de actividades del Instituto para la Atención y Prevención de las Adicciones (IAPA) de la CDMX, José Antonio Alcocer, explicó que las sobredosis y muertes generadas por fentanilo en México ocurren en mayor proporción en la franja fronteriza con EU, es decir, en Baja California, Sonora, Chihuahua, Coahuila, Nuevo León y Tamaulipas.

LEER MÁS:  Tras resolutivo de la Suprema Corte, EE.UU elimina "Quédate en México"

Las UNEME-CAPA atendieron a 26 mil 180 personas que solicitaron tratamiento por consumo de sustancias psicoactivas; de los cuales 18 mil 870 fueron no usuarios de sustancias, es decir, personas que tenían algún factor de riesgo por el consumo de drogas, o familiares de las personas consumidoras.

Las Unidades disminuyeron los servicios de tratamiento por consumo de sustancias debido a la emergencia sanitaria. El año pasado sólo se atendieron 26 mil 180 personas, en comparación con las 45 mil 598 que se ayudó en 2019.