OMS celebra avance en vacunas Covid-19, ya hay once en fase 3

De las 48 vacunas experimentales contra Covid-19, solo once han llegado a fase 3


Regeneración 18 de noviembre 2020. 
La Organización Mundial de la Salud (OMS)
indicó que de las 48 vacunas experimentales contra el Covid-19 que se encuentran en
ensayos clínicos, solo once han llegado a la fase 3.

Tedros Adhanom Ghebreyesus, director general de la OMS dijo que se han recibido
noticias alentadoras sobre las vacunas «y nos mantenemos cautelosamente optimistas
sobre la posibilidad de que comiencen a llegar nuevas herramientas en los próximos
meses
«.

Vacunas ARN mensajero

Las vacunas con mayor potencial y que utilizan una tecnología ultrainovadora son las que
usan un método para inyectar en las células humanas fragmentos de instrucciones
genéticas llamadas ARN mensajero que ayudan a fabricar proteínas o
«antígenos» específicos de Covid19.

LEER MÁS:  Unión Europea aprueba el uso de la vacuna contra Covid-19 de Moderna

Estas proteínas se entregan al sistema inmunitario y le permitirá producir anticuerpos.

Pfizer y Moderna utilizan este método para sus vacunas y reportaron un 90% y 94.5% de
efectividad respectivamente y esperan su aprobación.

Vacunas con virus inactivado

Otras farmacéuticas le han apostado a la tecnología de inactivar el virus usando químicos o
a través de calor.

Sinovac, Sinopharm y Covaxin son algunas vacunas que experimentan con este método.

Vacunas de vectores virales

Estas vacunas usan como soporte otro virus más virulento transformado para añadir una
parte del virus responsable del Covid-19.

LEER MÁS:  Guanajuato extiende una semana más el semáforo rojo por aumento de contagios de Covid-19

Dicho virus penetra las células de las personas vacunadas que fabrican una proteína típica
del SARS-Cov-2 educando al sistema inmunitario para reconocerlo.

AstraZeneca, Johnson & Johnson, Cansino y Sputnik V están basando sus estudios en
dicho método.

Novavax trabaja en una vacuna llamada «submunitaria» recombinante.

El virus del Covid-19 posee en su superficie una puntas para entrar en contacto con las
células e infectarlas, estas proteínas pueden ser reproducidas y presentadas después al
sistema inmune para hacerlo reaccionar.