Tras privatización eléctrica en Puerto Rico, exasperación por apagones

Puerto Rico: empresa privada entra en emergencia por fallas. Gobernador exige mantener estable el servicio. El Congreso de EE.UU., pide respuestas sin éxito

Puerto Rico, empresas privadas no logran normalizar el servicio
Puerto Rico, empresas privadas no logran normalizar el servicio

Regeneración, 8 de octubre del 2021. En junio se privatizó el servicio de energía eléctrica en Puerto Rico. A los pocos días gran parte de la isla se quedó sin energía por un incendio. El servicio sin normalizarse.

Ocurre que la red de energía eléctrica fue devastada por el huracán María en 2017; dicha red, en su área de administración y distribución pasó a manos privadas en junio de este año.

Para mayores señas, a pocos días de la privatización hubo un incendio en una subestación eléctrica dejando grandes zonas de Puerto Rico a oscuras.

Apagones de hoy comenzarían desde las 6:00 p.m. - Primera Hora

El llamado del gobernador

El gobernador de Puerto Rico, Pedro Pierluisi, publicó este jueves varias exigencias para que las empresas mantengan estable el servicio.

En redes sociales Pierluisi pidió que la Autoridad de Energía Eléctrica (AEE) y Luma Energy que deben atender las averías que le informan los alcaldes.

Esto porque, entre otras cosas, la empresa no hace caso sino hasta que le llega o registra la queje de abonado.

En este sentido son las empresas privadas la estadounidense y la canadiense LUMA Energy las que asumiera formalmente la gestión de la red eléctrica de la isla.

Cierres de escuelas y negocios

Por su parte la agencia AP, señala que los apagones han forzado a cerrar escuelas y negocios.

LEER MÁS:  Tras reforma de AMLO, crece el reparto de utilidades para los trabajadores

Además, ha generado preocupación entre quienes necesitan insulina u oxígeno medicinal.

La falta de electricidad ha causado además pérdidas a miles de negocios en toda la isla, indicó.

Y es que, señala el portal de la agencia, Luma asumió las riendas de la transmisión y distribución de electricidad en Puerto Rico el 1 de junio.

«Desde entonces ha sido blanco de fuertes críticas», indica.

Ni a la comisión del Congreso le hacen caso

Una comisión de la Cámara de Representantes de Estados Unidos exigió el viernes a la compañía entregue información esencial.

Esto, en medio de los apagones en la isla que han indignado y exasperado a muchos.

La Comisión de Recursos Naturales ordenó a la compañía Luma que envíe la información para el 22 de octubre.

Entre las interrogantes que no ha respondido la empresa privada en Puerto Rico, está el número de trabajadores de mantenimiento que emplea.

Además, interrogan sobre el tiempo estimado que una unidad de generación estará inoperable.

Asimismo Luma debe responder sobre los paquetes de compensación y cargos del personal que gana más de 200 mil dólares al año.

Apagón en Puerto Rico

Niegan respuestas

“Muchas de sus respuestas fueron incompletas. Ustedes se negaron a responder otras”, dijo el panel que supervisa los asuntos de la isla, que es territorio estadounidense, indicó AP.

Por una parte la Cámara de Representantes de Puerto Rico había demandado a Luma para obtener información similar.

Por otra la Corte Suprema del territorio le ordenó a la compañía que la entregara, lo cual no ha ocurrido.

LEER MÁS:  Tras reforma de AMLO, crece el reparto de utilidades para los trabajadores

La respuesta de la empresa es que la compañía es privada y la información es confidencial.

Adicionalmente, la información solicitada por los legisladores incluye el número y la duración de los apagones y las causas de cada apagón.

Además piden saber el número de fluctuaciones de voltaje que pueden causar daños a la propiedad.

Lo que originan las privatizaciones

En diversas entrevistas del portal portorriqueño EsNoticia, los trabajadores explican la situación:

“Antes de Luma, la Autoridad funcionaba mucho mejor y no habían apagones voluntarios, no habían tantas averías, tanta falta de servicio«, dice Julio Seda.

Además explica «para entonces éramos casi 4,000 compañeros y todavía faltaba gente».

A lo anterior añade: «Imagínate ahora con los 2,500 ó 2,800 que Luma tiene, y que no tienen la experiencia de nosotros”.

Agrega que los empleados «nunca estuvimos de acuerdo con el contrato de Luma y lo dijimos desde el principio».

Es mas, precisa, «avisamos que esto iba a pasar. El contrato de Luma nunca fue beneficioso para el pueblo. Y lo que dijimos antes hoy es una realidad».