Escándalos en El Vaticano

ciudad-del-vaticano_cabLo que acontece bajo la cúpula del Vaticano no es todo lo “Santo” que nos predican

Publicado en: mafiaycorrupcion.com

8 de abril de 2015. ¿Puede ser cierto que en la Santa Sede se estén organizando orgías sexuales “a lo Berlusconi”? Por muy increíble que nos resulte, parece ser que esto es verdad. Por lo menos hay numerosos hechos que apuntan en esa dirección. Las filtraciones del mayordomo de Benedicto XVI, ha dejado al descubierto los trapos sucios de los escándalos sexuales del Vaticano. El propio Papa parece ser que ha denunciado la existencia de un lobby gay en sus dependencias y Gabriele Amorth (jefe de exorcismos del Vaticano) atribuye a las orgías sexuales dentro del Vaticano, la desaparición de la quinceañera Emanuele Orlandi. Si a todo esto añadimos los casos de pederastia que se están produciendo en los centros católicos de todo el mundo, la imagen resultante no es precisamente la de la castidad que tanto predican.

En cualquier caso y después de todos los escándalos que están aflorando en los últimos años (el negocio de los bebes robados, casos de pederastia, los oscuros intereses económicos del IOR, la sospechosa muerte de Juan Pablo I, la propia sorpresiva dimisión de Benedicto XVI…etc.) la sensación que uno percibe  de la más alta jerarquía eclesiástica es desoladora. Ya no nos sorprende nada. Por ello también en este tema conviene hacer un análisis de los aspectos más sobresalientes del caso, para ver si arrojan alguna luz que nos permita conocer la verdad

Emanuele Orlandi. En 1983 desapareció misteriosamente Emanuela Orlandi una joven quinceañera, hija de un empleado del Vaticano. La última vez que fue vista, salía de una clase de música muy cerca del Vaticano. Nunca más se ha sabido de ella. Se barajaron varias hipótesis de secuestro por parte de alguna mafia, pero ninguna tenía demasiada consistencia

Ahora un alto dignatario del Vaticano, el padre Gabriele Amorth, afirma que Emanuele Orlandi nunca salió del Vaticano, que fue asesinada tras ser utilizada en orgias sexuales

gabriele-amorth-y-emanuela-orlandi

Gabriele Amorth. El padre Gabriele Amorth (Jefe de exorcistas del vaticano, nombrado por el Papa Juan Pablo II) asegura que Emanuela Orlandi, estuvo en realidad en la Ciudad del Vaticano durante el tiempo que estuvo desaparecida. Allí, un círculo de pederastas la convirtió en su esclava sexual y la usaron en varias orgías. Cuando se cansaron de ella, la asesinaron.

“El crimen tuvo un motivo sexual”, ha aseverado el exorcista“Se organizaban fiestas y uno de los gendarmes del Vaticano se encargaba de reclutar a las chicas. La red implicaba al personal diplomático de una embajada de la Santa Sede en el extranjero y estoy convencido de que Emanuela fue víctima de este círculo”, ha remachado para el periódico La stampa

Capo mafioso enterrado en el Vaticano. Pero hay otro hecho que induce a pensar que esa hipótesis no es tan descabellada: el capo mafioso Enrico de Pedis (Renatino) acribillado a balazos el 2 de Febrero de 1990 en un ajuste de cuentas por dos sicarios contratados por ex compañeros de la banda Magliana, estaba  enterrado en el Vaticanoen la basílica de San Apolinarun lugar exclusivo destinado al descanso eterno de papas y cardenales

¿Qué hacia un capo mafioso enterrado en el Vaticano junto a papas y cardenales?

Al margen de la “película” que nos han contado, de que su viuda habría realizado una suculenta donación a la Santa Sede para que lo enterraran en el Vaticano, la versión que circula hoy es que este capo, que al parecer  era precisamente quien captaba jovencitas/os para las orgias del Vaticano, en connivencia con el prelado Duca Simeone y algunos miembros de la policía vaticana, habría sido quien secuestró a Emanuele

Al parecer una llamada anónima de mujer, realizada el año 2005 a un programa de TV en Italia, manifestaba que el paradero de Emanuele Orlandi había que buscarlo en la tumba de Renatino, que fue el capo mafioso quien secuestro a la joven y que para solucionar el caso bastaba con abrir la tumba y ver quien mas había enterrado, además del propio Renatino

Esto lógicamente provocó una autentica convulsión en la sociedad italiana y la imperiosa necesidad de abrir la tumba para ver qué es lo que había dentro. Pero incomprensiblemente la exhumación no se ha hecho hasta el 2012. Tras la apertura se ha comprobado que en la sepultura no había ningún resto de la joven E. Orlandi

¿Cómo es posible que se hayan tardado siete años para abrir una tumba, que presuntamente podía contener los restos de un asesinato? Durante esos siete años ¿Alguien ha podido abrir clandestinamente esa tumba y sacar los restos objeto de investigación (el cuerpo del delito)? ¿Cómo es que la Justicia italiana ha permitido esta demora en la apertura de la tumba? ¿Quién ha controlado esa tumba durante esos siete años? ¿Los que hacían las orgias en las que presuntamente fue utilizada la joven desaparecida? En Mayo de 2012, manifestantes en la plaza San Pedro gritaban¡Vergüenza! ¡Vergüenza! por la falta de interés de Benedicto XVI en el tema Orlandi

Al margen de otras consideraciones, el insólito hecho de haber enterrado a un capo mafioso junto a obispos, mártires y cardenales, pone de relieve que detrás de esa desaparición se esconde algo muy extraño y tenebroso. Dudo mucho que una viuda (todavía muy joven) de un capo mafioso tuviera el más mínimo interés en desprenderse de una importante suma de dinero, para enterrar los restos de su difunto marido en el Vaticano, por lo que ese argumento me parece una historia inventada para justificar el hecho de alguna forma. Pero además resulta poco creíble que la Santa Sede admitiera enterrar a semejante personaje, entre los restos de sus personajes más ilustres, solo por dinero. Considero mucho más sensato pensar que con ese insólito enterramiento trataban de ocultar algo de extrema gravedad. ¿Puede ser que ese “algo” sea, como afirma el padre Gabriele Amorth, el asesinato de Emanuele Orlandi y las orgias sexuales dentro del Vaticano que con ello quedarían al descubierto?

Ello implicaría la existencia de orgias sexuales con jóvenes menores de edad entre las altas jerarquías del Vaticano. Algo espeluznante si se reflexiona con un poco de serenidad. Se derrumbaría como castillo de naipes toda la filosofía que nos han vendido a lo largo de siglos. Pero los hechos una vez más apuntan en la dirección de que esto es real (las afirmaciones de Gabriele Amorth, la desaparición de la joven, el insólito enterramiento del capo mafioso, los documentos sacados por el asistente de cámara Paolo Gabriele donde se evidencia la existencia de actos de pederastia dentro del vaticano, determinados documentos de wikileaks que hablan de esos mismos tema….etc, son demasiadas evidencias que apuntan en la misma dirección.

papas-espanoles_tinima20130310_0366_18Orgías sexuales en la historia del Vaticano. Pero además de todo esto, si miramos un poco a la historia del Vaticano, más bien la actuación de diversos papas en la Santa Sede, nos encontramos con que el sexo y las orgias de todo tipo han sido algo bastante frecuente, especialmente con determinados papas. Que lo de orgias sexuales en el Vaticano no es algo novedoso, aunque esto nos parezca algo surrealista

El caso más escandaloso fue el del Papa Alejandro VI (el valenciano Rodrigo Borgia) que ejerció su pontificado entre 1492 y 1503. Tuvo diez hijos ilegítimos conocidos, con varias mujeres. Primero tuvo relaciones con una mujer llamada Vanozza, luego con sus dos hermosas hijas. Una de ellas Vanozza Catanei fue el gran amor de su vida (con ella tuvo cuatro hijos, entre ellos Cesar y Lucrecia). Cuando los atractivos de Vanozza se desvanecieron, el papa a sus 58 años, tomó otra amante. Giulia Farnese tenía 15 años y hacia poco que se había casado con Orsino Orsini. Giulia fue conocida en toda Italia como la “Ramera del Papa”. Su hermosura era deslumbrante. Era el “corazón y los ojos” del pontífice. Con Giulia tuvo por lo menos tres hijos: Laura, Juan (conocido como Infans Romanus) y Rodrigo

En su época la vida en el Vaticano no era aburrida: tenían lugar borracheras y orgias sexuales. También se dijo que Alejandro había mantenido relaciones incestuosas con su hija, la atractiva Lucrecia, con la que habría tenido un hijo. De ser así, representaría todo un record haber tenido relaciones sexuales con tres generaciones: su hija y la madre y la abuela de esta. Un resumen, muy bien elaborado, de la historia de este pontificado lo podéis leer en esta dirección web: El Papa que hacia orgias en el Vaticano

Pero Alejandro VI no es el único papa involucrado en orgias sexuales. Hubo varios papas más que tuvieron durante su pontificado execrables e inmorales actuaciones, que la iglesia ha seguido ocultándonos, porque de conocerse a nivel de la ciudadanía las consecuencias negativas para la Iglesia Católica serian terribles

Muchos de los papas eran tan depravados en sus acciones que los que no profesaban ninguna religión se avergonzaban de ellos. Pecados tales como el adulterio, la sodomía, violación, asesinato y borracheras, han sido cometidos por muchos papas a través de la historia

El periodo 904-963 fue conocido como el “Reinado Papal de los Fornicarios”

Sergio II – fue descrito como “un monstruo” por varios escritores eclesiásticos

Juan XII – Fue tan corrupto que los cardenales se vieron obligados a presentar cargos contra él, hallándole culpable de numerosos crímenes y pecados

Benedicto IX – fue elegido Papa a los 12 años

Inocencio III – fue el promotor de la Santa Inquisición que causo más de un millón de muertos. Todo aquel que no estaba de acuerdo con las enseñanzas de la religión católica (llamados herejes) era condenado a la hoguera

Bonifacio VIII – Era un pervertido sexual.  Oficialmente llegó a decir lo siguiente: “….el darse placer a uno mismo, con mujeres o con niños, es tanto pecado como los es el de frotarse las manos” (Historia de los Concilios de la Iglesia, libro 40, articulo 697)

Durante su pontificado, Dante visitó Roma y describió el Vaticano como “…el alcantarillado de la corrupción…”

También otros papas: Juan XBonifacio VIIJuan XII….., tuvieron pontificados absolutamente convulsos, con asesinatos incluidos y escándalos relacionados con el sexo

fuente_taringa

En el periodo 1305-1377 el palacio papal estuvo situado en Aviñón (Francia). Durante esta época Francesco Petrarca declaró que dicho establecimiento papal era “un lugar de violación, adulterio y toda clase de fornicación”

Juan XXII – En el Concilio de Constanza el Papa Juan XXII fue acusado por 37 testigos (obispos y sacerdotes en su mayoría) de fornicación, adulterio, incesto, sodomía, hurto y homicidio. Se probó con una legión de testigos que había seducido y violado a 300 monjas. Su propia secretaria declaró que en Bolonia mantenía un harén, donde no menos de 200 muchachas habían sido víctimas de su lujuria. Por todo ello el Concilio le halló culpable de 54 crímenes de la peor categoría. Se le depuso del papado, pero no fue encarcelado porque optó por huir (una vez más la Iglesia dejó sin castigo, esta vez con el argumento de que logró huir) ¿Logró huir o le dejaron “huir”?

Pio II – Padre de numerosos hijos ilegítimos. Llegó a hablar en público sobre los métodos que utilizaba para seducir a las mujeres

Inocencio VIII – Tuvo 16 hijos de varias mujeres

León X – Declaró que quemar herejes era  una orden Divina

 

NOTA.  Toda esta información sobre la Historia de los Papas, se ha extraído del siguiente video, donde a su vez se indican las fuentes de procedencia de estas informaciones (generalmente de las bibliotecas del propio Vaticano):

Video (22:18) – http://www.youtube.com/watch?v=gwjKwT_jEK0

PERPLEJIDAD y CONSTERNACION  son las palabras que mejor definen la sensación que uno siente ante semejantes barbaridades, que por mucho que nos hayan ocultado son desgraciadamente reales (hay abundantes documentos en el seno de la propia iglesia que corrobora todo esto). Uno queda atónito al descubrir (confieso sinceramente que desconocía esta realidad) que la máxima jerarquía de la Iglesia, haya estado funcionando durante siglos, poco menos que como un burdel, o como una mafia. Después de esto, uno tiene ya predisposición a creérselo todo

Y lógicamente vuelve uno a hacerse la misma pregunta: ¿Será cierto lo que dice el padre Gabriele Amorth? ¿Será cierto que en la actualidad, igual que en siglos pasados, se siguen organizando orgias dentro del Vaticano, utilizando a menores de edad para satisfacer sus perversos instintos sexuales? ¿Será esta la razón por la que la Santa Sede no ha querido tomar hasta ahora medidas tajantes contra la pederastia de sus sacerdotes? ¿Por qué pone tan poco interés el Sumo Pontífice en la investigación del paradero de Emanuele Orlandi?

Como siempre que hablamos de la Iglesia, son preguntas sin respuesta. Pero esta vez tengo la impresión de que esa táctica de guardar silencio está llegando a su punto final. Que la Iglesia va a tener que responder a cada vez más preguntas. La primera sesión ya la han abordado ante el Comité para la Defensa del Niño en la ONU.

Comentar con facebook