Compartir

Su salida de España se conoce el mismo día en que el Fiscal General del Estado, José Manuel Maza, presentó querellas por rebelión, sedición, malversación y otros delitos contra el gobierno y la Mesa del Parlament, delitos que conllevan hasta 30 años de cárcel.

Regeneración, 30 octubre 2017.- El president destituido Cataluña, Carles Puigdemont, se encuentra en Bélgica junto a otros miembros de su gabinete cesados el viernes en virtud del artículo 155 de la Constitución, promovido por Mariano Rajoy.

Los acompañantes del exdirigente catalán serían Joaquim Forn (PDeCAT), Meritxell Borràs (PDeCAT), Antoni Comín (independiente), Dolors Bassa (ERC) y Meritxell Serret (ERC).

Su salida de España se conoce el mismo día en que el Fiscal General del Estado, José Manuel Maza, presentó querellas por rebelión, sedición, malversación y otros delitos contra el gobierno y la Mesa del Parlament, delitos que conllevan hasta 30 años de cárcel. Puigdemont y los miembros de su gabinete podrían realizar una comparecencia conjunta entre esta tarde o mañana.

LEER MÁS:  Jueces mantienen en libertad provisional a La Manada

Fuentes del Ministerio de Interior confirmaron la presencia del expresident en Bruselas, pero han asegurado que no les “preocupa” ese viaje porque, lo que les interesaba “más hoy” es que no acudiera al Palacio de la Generalidad de Cataluña tras haber sido cesado.

La presencia de Puigemont en Bruselas está marcada por la querella anunciada por el fiscal general del Estado esta mañana, en la que acusa a Puigdemont y todo su gobierno de sedición, rebelión, malversación y delitos conexos, y la oferta de un alto dirigente del gobierno belga lanzada este domingo para dar asilo político al expresident.

LEER MÁS:  Uber y Cabify dejan de circular en Barcelona tras protestas de taxistas

Existe la posibilidad de que el expresident y su gabinete que le acompañan tengan previsto reclamar asilo político sería de momento una posibilidad a la que algunos ya dan credibilidad.

Este domingo el secretario de Estado belga de Migración y Asilo, Theo Francken, ofreció asilo político a Puigdemont, lo que provocó una grave crisis en el gobierno belga y obligó al primer ministro, Charles Michel, a desautorizar al responsable de asilo.

En un comunicado dirigido a la agencia Belga, Michel señaló que el asilo para Puigdemont “no está en absoluto en el orden del día” del Gobierno. “Pido a Theo Francken que no eche leña al fuego”, señaló el primer ministro, quien reiteró, además, su llamamiento al diálogo entre las autoridades españolas y catalanas.

LEER MÁS:  Jueces mantienen en libertad provisional a La Manada

El abogado del expresident, Jaume Alonso Cuevillas, declaró esta mañana que tuvo la ocasión de comer con Puigdemont este domingo y que lo notó “afectado” pero a la vez ”sereno” y “consciente de los riesgos que ha asumido”. Y ante la querella que afronta, señaló que sólo él sabía a ciencia cierta si acudiría a declarar tras la citación del juez.

 

Con información de La Vanguardia y Agencias

Si quieres informarte más, visita: Regeneración

loading...

Comentar con facebook