La turbulencia provocó que al menos 29 personas resultaran heridas, 12 de ellas fueron trasladadas a hospitales

Regeneración, 27 de septiembre de 2018. El vuelo 423 de Volaris, que despegó en Guadalajara y se dirigía a Tijuana, experimentó inconvenientes por una turbulencia, lo que dejó al menos 11 personas lesionadas, entre pasajeros y tripulación.

El avión tuvo una pérdida de altitud cuando pasó por Mexicali rumbo a la ciudad de destino.

La aeronave aterrizó en el aeropuerto de Tijuana, las personas que resultaron heridas fueron atendidas por ambulancias y autos de bomberos.

LEER MÁS:  EU, Canadá y Europa limitan viajes a Sudáfrica ante aparición de nueva variante de la Covid

La Dirección General de Aeronáutica Civil (DGAC) detalló que la aeronave Airbus A32 de la ruta Guadalajara-Tijuana experimentó turbulencia moderada; indicó que en total había 179 pasajeros a bordo y que el hecho ocurrió a 60 kilómetros de Los Mochis.

A través de redes sociales la aerolínea publicó un comunicado en donde explicó lo ocurrido.