Compartir

Elba Esther Gordillo se presentó ante los medios de comunicación y varios agremiados que corearon su nombre durante una conferencia de prensa

 

Regeneración, 20 de agosto de 2018.- En el regreso público de la maestra, Elba Esther Gordillo, exlideresa del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE), perfiló su regreso como líder, se reconoció como “chivo expiatorio” y llamó a la reunificación del sindicato de cara a los nuevos tiempos de la política.

Gordillo Morales se reunió con reporteros y agremiados en el hotel Presidente Intercontinental, en Polanco, donde de vez en cuando coreaban su nombre: “Elba, Elba”. Desde ahí advirtió: “recuperé la libertad y la reforma educativa se ha derrumbado”.

 

En un corto mensaje, de pie y frente a una enorme pantalla en la que parecía su nombre, Gordillo Morales se nombró como “chivo expiatorio” del gobierno de Peña Nieto (a quien no nombró).

“Aquí tienen la imagen que ha predominado, un expediente basado en mentiras y acusaciones falsas, para hacerme ver culpable de algo que no cometí. Soy inocente y muestro a ustedes lo que justifica judicialmente”, dijo.

Durante no más de 20 minutos, la maestra dijo que durante el tiempo que pasó encerrada tuvo oportunidad de reflexionar y cambiar.

” La larga etapa de encierro fue también de un duro y profundo aprendizaje, sin duda cambié, cambiamos todos, cambió el país”, contó.

En el mensaje, reconoció que si ella sufrió, también lo hicieron los maestros, pues mientras ella fue encarcelada por no aceptar la Reforma Educativa, ellos fueron perseguidos política y mediática.

“Lamento que hayan sido sometidos a una persecución política y mediática que tenía por objeto lacerar sus conquistas laborales y atomizar al gremio”, dijo.

“Lamento que nos hayan responsabilizado de la compleja situación educativa del país, cuando la mayoría de los maestros hacen lo que pueden con las herramientas insuficientes que el gobierno les da.

“Lamento también que algunas actitudes que se me atribuyen hayan contribuido a que fuéramos un blanco fácil: un chivo expiatorio al que se le culpó de todos; pero sobre todo, lamento que quienes debían defenderlos no lo hicieron y nos traicionaron”.

En el mensaje, llamó a las maestras y maestros a dar lo mejor de ellos durante el inicio de clases y apuntó que son tiempos de transformación nacional e internacional.

“El pueblo y todos debemos estar a la altura de esta nueva etapa que vivimos”, dijo.

Comentó que la SNTE pasa por un momento de crisis gremial que se puede ver en todas las escuelas básicas de México y es momento de reagrupar fuerzas.

“Es preciso enfrentar el momento y recuperar su fortaleza de espíritu, pero con contundencia, pues estamos obligados como trabajadores de la educación a protagonizarlo”, dijo.

“En mi caso, ejerceré mi libertad consciente de que mi lealtad y mi lugar siempre ha estado y estará al lado de los maestros y maestras de México, y de la defensa de la educación”.

Finalmente agradeció a todos los que se alegraron por su libertad.

“El tiempo nos dio la razón”, concluyó.

 

 

Si quieres informarte más, visita: Regeneración

loading...

Comentar con facebook