Murillo Karam a su casita y sin brazalete ni nada, así los jueces en México

Murillo Karam acusado de tortura, desaparición forzada, de falsificar informe sobre 43 desaparecidos de Ayotzinapa podrá seguir su juicio en domicilio

Murillo Karam acusado de tortura, desaparición forzada, de falsificar informe sobre 43 desaparecidos de Ayotzinapa podrá seguir su juicio en domicilio

Regeneración, 12 de abril de 2024. El exprocurador general de la República, Jesús Murillo Karam, podrá seguir un proceso penal en prisión preventiva domiciliaria.

Así lo determinó el juez de control Juan José Hernández Leyva, tras ratificar la sentencia otorgada la semana pasada por un Tribunal Colegiado.

Y es que portales señalan que en una audiencia realizada este viernes, la Fiscalía General de la República (FGR) solicitó diversas medidas cautelares sin éxito.

Murillo Karam

Cabe destacar que la Fiscalía pedí al menos que el exfuncionario utilice brazalete electrónico, se le prohíba salir del país o incluso acercarse a algún aeropuerto y que se implemente vigilancia adicional.

Por otra parte, se señala que la semana pasada, el Primer Tribunal Colegiado en materia Penal otorgó la suspensión definitiva a Murillo Karam.

Esto, al considerar la condición de su salud y su avanzada edad para que continúe el proceso en su contra por la supuesta tortura cometida en contra de Felipe Rodríguez Salgado, “El Cepillo”.

LEER MÁS:  Intelectuales orgánicos piden voto por Xóchitl Gálvez; redes los tunden

Y, a quien se le señaló como integrante de Guerreros Unidos, grupo delincuencial vinculado con la desaparición de los 43 normalistas de Ayotzinapa.

Ayotzinapa y Murillo

Al tiempo que El Economista recuerda que en noviembre del año pasado, otro juez de control le permitió también seguir desde prisión domiciliaria el otro proceso penal en su contra.

Esto otro, por los cargos de tortura, desaparición forzada y delitos contra la administración pública por la creación de la llamada “verdad histórica” relacionada con el caso de Iguala.

Asimismo, se indica que según sus abogados, Murillo Karam tiene diversos padecimientos crónicos como hipertensión y una afectación cardiaca.

E incluso que por ello ha estado menos cuatro ocasiones al hospital, además de permanecer desde junio de 2023 en la Torre Médica de Tepepan.

Antes de ser liberado este viernes, Murillo Karam deberá realizar los trámites de su alta médica y posteriormente ser trasladado a su domicilio.

Lo cierto es que hasta ahora los 43 normalistas no aparecen y los jueces ni oyen ni ven ni juzgan. ¡Vergüenza!

El horror

Los hechos sucedieron cuando un grupo de estudiantes de la Escuela Normal Rural Raúl Isidro Burgos de Ayotzinapa, de entre 17 y 25 años, acudió a la ciudad de Iguala, Guerrero.

Esto, con la finalidad de “tomar” autobuses que requerían para participar en la conmemoración del 2 de octubre.

LEER MÁS:  “Clasista y racista”; tunden al candidato del PRIAN en Puebla, Eduardo Rivera, por decir “morenacos”

Así, el 26 de septiembre la respuesta de las autoridades no fue la ordinaria: Policías Municipales de Iguala abrieron fuego contra los estudiantes para impedir que salieran de la ciudad con los autobuses.

De esta manera, auxiliados por otras corporaciones y por civiles, los policías lograron cerrar el paso a cinco autobuses -tres que transitaban por una calle céntrica y dos que lo hacían por una calle periférica-.

En esos dos escenarios fueron detenidos 43 estudiantes que habrían de ser desaparecidos.

Más tarde esa misma noche, continuaron las agresiones contra los estudiantes y contra la población en general, ya no sólo por parte de agentes estatales sino también por civiles.

Y mismos que, como después se demostró, eran parte de la estructura de una organización criminal imbricada con las instancias estatales en esa zona de Guerrero, denominada Guerreros Unidos.

El saldo de la cruenta noche de Iguala fue brutal: 43 jóvenes estudiantes que siguen desaparecidos; 6 personas ejecutadas, entre ellas 3 normalistas.

Esto, incluyendo el caso de un joven cuyo cuerpo apareció al día siguiente en un paraje inhabitado con claras muestras de tortura.

Al menos 40 personas fueron lesionadas, contando a dos estudiantes que resultaron con afectaciones graves y permanentes a su salud.

Así lo narra el Centro Pro y señala que en total, más de 180 personas fueron víctimas directas de violaciones a derechos humanos esa noche.

Alrededor de 700 personas resultaron víctimas indirectas, considerando a los familiares de los agraviados.

Posteriormente Murillo Karam inventaría la llamada “Verdad histórica” para exculpar a los autores intelectuales y materiales de estos hechos.

Síguenos en Google Noticias para mantenerte siempre informado

Síguenos en nuestro canal de YouTube también