Compartir

La abuela colocó en el patio pan para matar a los roedores y el niño accidentalmente ingirió el veneno.

Regeneración, 7 de abril de 2018.- Un pequeño de tres años de edad ingirió raticida y tuvo que ser trasladado en helicóptero de inmediato de Tlaxcala al Hospital Juárez de la Ciudad de México.

El niño fue identificado como Elías N, es originario del barrio de Poxtla, municipio de La Magdalena Tlaltelulco.

Los padres del niño, Mónica y Luis Fernando N., de 20 años detallaron que el accidente ocurrió cuando el menor ingirió un pedazo de pan con veneno que había sido colocado en el patio de su casa para matar roedores.

LEER MÁS:  Talador clandestino muere aplastado por árbol de 300 kilos que él tiró

La salud del pequeño se reporta como grave, tubo que ser entubado por los médicos, detalla una publicación de El Sol de México.

El tipo de veneno que ingirió el menor no está permitido en el país, por lo que en ¿la entidad no existe un antídoto para contrarrestar sus efectos.

 

 

Si quieres informarte más, visita: Regeneración

loading...

Comentar con facebook