Pareja rechazó a su hija con síndrome de Down: caras de los vientres de alquiler

En Tailandia, a principios del 2014, una pareja Australiana rechazó quedarse con uno de sus mellizos con Síndrome de Down porque habían pedido a la madre de alquiler que abortara; la chica se negó a abortar y los padres se llevaron a la melliza sana. En México aun no hay legislación que lo prohíba.

 

bebé con síndrome de down

Regeneración, 17 de noviembre de 2016.- Tras la prohibición en Tailandia e India para el embarazo subrogado o «vientres de alquiler», varias personas señalaron a México como un lugar ideal para hacerlo a menores precios.

Sobre el dinero, la diferencia puede ser significativa para parejas que vienen de Estados Unidos, en donde el «alquier de un vientre» puede costar hasta 170 mil dólares, mientras en México sólo costaría 64 mil dólares, pero para la madre sólo significaría un ingreso de 14 mil dólares más un año y medio de manutención. Además, los vacíos legales en la legislación mexicana también son atractivos.

LEER MÁS:  Lilly Téllez ahora se lanza contra Solalinde; lo acusa de “trata de personas”

Legisladores en México dijeron que harían adecuaciones en la ley de salud para atender estos casos exclusivos, pues en México, sólo en Tabasco y Sinaloa está permitido aunque se haya sabido de casos en Cancún.

Debido a que aún no está legislado, las empresas que ofrecen estos servicios y las autoridades deberían tener un cuenta el caso que motivó la prohibición de la maternidad subrogada en Tailandia.

El caso sucedió en febrero del 2014, cuando una pareja de australianos, habían contratado los servicios de una mujer a quien inseminaron con unos mellizos, un niño y una niña.

Después de concebidos los gemelos, se dieron cuenta que uno de ellos, el varón, quien más tarde se llamaría Gammy, tenía varios problemas de salud, entre ellos Síndrome de Down; al saber sobre ello, la pareja decidió que querían un aborto, pero la madre sustituta se negó.

LEER MÁS:  Más de 2 mil elementos de la Guardia Nacional fortalecen seguridad en aduanas

Los gemelos nacieron en diciembre de 2013 y la pareja sólo se quedó con la bebé sana, dejando a Gammy con su madre sustituta.

La noticia de este rechazo, sacudió a ciudadanos australianos, quienes se ofrecieron a adoptar a Gammy; el caso motivó investigaciones del ministerio de asuntos exteriores, y motivó el cierre de ese lucrativo negocio en Tailandia.

Este y otros casos deberían tomarse en cuenta al realizar una legislación en México, pues si bien la maternidad subrogada logra dar alegrías, hay casos dignos de tomarse en cuenta.

Vía El Mundo, Dinero, Publimetro.