Parlamento aprueba iniciativa que impida una salida dura de la Unión Europea, Boris Johnson amenaza con llamar a elecciones anticipadas

Este martes se votó una moción para iniciar los trámites de una ley que impida una salida dura de la Unión Europea el 31 de octubre.

Regeneración, 3 de septiembre del 2019. Boris Johnson, primer ministro británico, recibió un golpe duro a su plan de salir del Brexit sin ningún acuerdo.

Este martes se votó una moción para iniciar los trámites de una ley que impida una salida dura de la Unión Europea el 31 de octubre.

Y ganaron los parlamentarios por 328 votos a favor y 301 en contra. La propuesta es iniciativa del Partido Laborista y será debatida a partir de este miércoles.

Dice que no aceptará posición del Parlamento
La intención de esta ley es retrasar el Brexit hasta el 31 de enero del 2020 en caso de que el Gobierno británico y Bruselas no lograsen un acuerdo en octubre.
Tras la votación, Johnson ha advertido que no aceptará la propuesta de ley y ha amenazado con convocar elecciones generales anticipadas.
«No quiero una elección, pero si los parlamentarios votan mañana a favor de detener las negociaciones y obligar a otro retraso inútil del Brexit», adelantó.
«Entonces esa sería la única forma de resolver esto», amenazó.
El Parlamento tendrá que debatir la ley con urgencia, ya que su actividad quedará suspendida del 10 de septiembre hasta el 14 de octubre, por decisión del primer ministro.
El jefe del Gobierno perdió este martes la mayoría parlamentaria.

Uno cambio modifica el Parlamento

Esto sucedió después de que el diputado conservador Philip Lee desertara al Partido Liberal Demócrata en protesta por la postura del Gobierno.
Según Lee, el Gobierno, denunció en un comunicado, está «buscando de forma agresiva un Brexit dañino».
Johnson contaba hasta ahora con una mayoría escasa de un solo diputado, sumando a sus socios del Partido Democrático Unionista de Irlanda del Norte (DUP).