Por cuarta ocasión niegan libertad a la esposa del Mencho, riesgo de fuga

Rosalinda González, esposa del Mencho, es una de 11 hermanos detenidos por estar relacionados con el Cartel Jalisco Nueva Generación

Esposa del Mencho falla en obtener su libertad

Regeneración, 4 de julio de 2022. El segundo Tribunal Unitario con sede en Cuernavaca, Morelos, negó un amparo a Rosalinda González, esposa de Nemesio Oseguera, el Mencho, por lo que continuará en prisión.

Lo anterior, debido al riesgo de fuga que representaría su salida de la cárcel.

Sin embargo, su defensa señaló que ella no podría escaparse debido a que tiene glorumeronefritis con depósitos de inmunocomplejo anca, enfermedad que dañó su riñón.

Mencho

Por otra parte los portales indican sobre uno de los argumentos esgrimidos por la defensa, pero para las autoridades no es suficiente.

Y es que las condiciones de salud de González Valencia ya habrían sido analizadas, y aunque se consideró que se trata de algo grave, no es un padecimiento terminal.

LEER MÁS:  Juez decide no vincular a proceso a la esposa de “El Mencho” y la FGR impugna

Cabe destacar que a la pareja del Mencho, conocido como la Jefa dentro del CJNG, se le relaciona con la operación financiera del Cártel.

Asimismo se indica que ella y siete hermanas (Noemí, Berenice, Marisa, Erika, María Elena, Abigail y Estela), así como cuatro de sus hermanos detenidos.

Mismos que estarían relacionadas con los negocios financieros de la organización delictiva.

Noviembre

Por otra parte, los portales detallan que Rosalinda González Valencia, esposa de Oseguera Cervantes, fue detenida en Zapopan.

Lo anterior, Jalisco, en noviembre del año pasado por elementos del Ejército Mexicano.

Seguidamente se detalla que esta es la cuarta ocasión que la esposa del Mencho falla en abandonar el Centro de Justicia Penal Federal en Cuernavaca, Morelos.

LEER MÁS:  Juez decide no vincular a proceso a la esposa de “El Mencho” y la FGR impugna

Ahí, la esposa del capo promovió un recurso con el propósito de echar abajo la resolución del Primer Tribunal Unitario.

Mismo que, finalmente resolvió el 22 de marzo de este año confirmar la determinación de un juez de control que consideró que no se puede cambiar la medida porque existe riesgo de fuga.