Cabe señalar que el gobierno de México hizo una petición para que se cancelara la subasta
Venden piezas prehispánicas pese a denuncia; recaudan 60MDP
Venden piezas prehispánicas pese a denuncia; recaudan 60MDP

Regeneración 9 febrero 2021. La subasta ‘Quetzalcoatl serpiente emplumada’ que realizó la casa francesa Christie’s en la que se ofrecieron piezas prehispánicas recaudó 60 millones de pesos.

A pesar de las protestas del gobierno mexicano para detener la venta, ésta se realizó y la casa de subastas la calificó como «la mayor suma para una subasta de arte precolombino de Christie’s en París.

La figura de la diosa Cihuateotl de 87 centímetros fechada de 600-1000 d.c se vendió por debajo del precio estimado que era de 710 mil a un millón de dólares.

LEER MÁS:  Selección mexicana golea a Francia en Tokio

Otra pieza subastada fue una máscara atribuida a la cultura teotihuacana de 450 a 650 d.C que alcanzó un precio de 526 mil 800 dólares.

Esta pieza formaba parte de la colección de Pierre Matisse, hijo del famoso pintor Henri Matisse, que la compró en 1938 y la conservó durante más de 50 años.

Cabe señalar que el gobierno de México señaló que en dicha subasta había tres piezas “falsas» entre ellas, dicha máscara.

También otra máscara y una rana tallada fueron adjudicadas por 72 mil y 48 mil respectivamente y se tiene registro de que no son originales.

Denuncia del INAH

El Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH) presentó una denuncia ante la fiscalía para emprender acciones legales contra la comercialización de estos objetos.

LEER MÁS:  Fiesta de regeneración ecológica en el Cerro de Moctezuma

Las leyes de México sólo aplican en el territorio y la legislación francesa favorece estas transacciones como ámbitos de lo privado, del derecho mercantil y por lo mismo tienen dificultades jurídicas para intervenir.

Por su parte, el director del INAH, Diego Prieto declaró que los bienes arqueológicos de México «son propiedad de la nación, inalienable, imprescriptible e inembargable, y por lo tanto, se encuentran fuera de cualquier acto de comercio».

Agregó que con el patrimonio arqueológico de nuestro país no se comercia.