Compartir

Autoridades locales, federales e internacionales, rehúsan a tomar medidas de seguridad a favor de los defensores de derechos humanos

 

Regeneración 13 de febrero de 2018.- David Cayetano, defensor de los Derechos Humanos denunció las amenazas sistemáticas que el gobierno es cómplice, en contra de activistas y periodistas que documentan el desplazamiento forzado y despojo del territorio.

Recientemente diversos grupos activistas se reunieron con el alto comisionado de la Organización de las Naciones Unidas en México, Jan Jarab, para exponerle la crisis de violencia de que son víctimas. Dentro de la relatoría explicaron que a pesar de que se ha interpuesto denuncias ante instancias locales y federales, estos rehúsan a tomar medidas de seguridad para los defensores.

LEER MÁS:  Desde prisión, carta de médico ortopedista acusado de asesinato

Luego de visibilizar la colusión que hay entre el gobierno mexicano y las mineras – en especial la empresa canadiense Panamerican Silver Corp-, comenzaron las amenazas y desapariciones forzadas de estos miembros activistas.

Dicho evento se realizó estratégicamente en Atenco, Estado de México, con el propósito de realizar un reconocimiento a todos los defensores por su labor como defensores de derechos humanos.

El defensor originario de Xilitla, San Luis Potosí señalo: “Sucede que recibimos hostigamiento, persecución y amenazas, que es algo lamentable. Es por ello que también se hacen este tipo de denuncias; de exigencias. Por que no puede quedarse impune hacia lo que esta pasando actualmente. Un caso muy particular, es la defensora de la comunidad de Cherán, Guadalupe Campanur. Es algo que nos ha pegado muy fuerte”.

LEER MÁS:  Sin educación, empleo y recreación jóvenes presa fácil del crimen organizado: CNDH

Ante este panorama de zozobra, la primer demanda que exigen es justicia para sus compañeros que han sido asesinados y protección para detener esta grave escalada de violencia en contra de quienes defienden su territorio.

“En lo personal también he recibido amenazas y persecución, por parte de militares, marines o inclusive policías estatales o municipales. De los diferentes órganos, incluso ellos están coludidos con el crimen organizado”; narró Cayetano quien es hablante la lengua náhuatl y documentalista.

Además, aseguran que tanto la Comisión Nacional de Derechos Humanos como otras instancias locales y federales, no han emitido ninguna clase de recomendaciones al Estado, por lo que esperan pronta respuesta de la ONU para recobrar la confianza y tranquilidad que les fue robada por el Estado.

LEER MÁS:  Amnistía no es un pacto con el crimen, es un proceso de paz: Alfonso Durazo

A pesar de las omisiones de los órganos gubernamentales, Cayetano pide a sus compañeros y compañeras a seguir en pie de lucha pues la valentía y su ímpetu de resistencia eso es lo que los “identifica como personas de pueblos originarios”.

Si quieres informarte más, visita: Regeneración

loading...

Comentar con facebook