Durante protestas, la Casa Blanca apaga las luces y Trump se refugia

A pesar del toque de queda, cientos de manifestantes salieron a las calles de la capital estadounidense, a la Casa Blanca, donde quemaron banderas

Regeneración, 1 de junio del 2020. Continúan las manifestaciones por la muerte de George Floyd en distintos puntos de Estados Unidos.

Los manifestantes se congregaron en las calles en varias ciudades como Washington, Minneapolis, Philadelphia, Chicago y Los Angeles.

Se decretó toque de queda en 40 ciudades entre ellas la capital Whashigton donde se llamó a la Guardia Nacional para contener las protestas.

LEER MÁS:  Trump espera que “muy pronto” López Obrador visite la Casa Blanca
DOMINGO DE MANIFESTACIONES

Este domingo, cientos de manifestantes se congregaron en los alrededores de la Casa Blanca, donde la policía usó gases lacrimógenos para dispersarlos.

Quemaron banderas de los Estados Unidos frente a la Casa Blanca como muestra de su rabia e indignación.

También se produjeron enfrentamientos con la policía, después de la quema de un coche patrulla, y los agentes lanzaron pelotas de goma y arremetieron contra los manifestantes, incluidos varios periodista

LA CASA BLANCA

Las luces exteriores del edificio se apagaron en la noche del domingo y medios reportaron que Trump fue llevado al búnker durante las protestas del viernes.

LEER MÁS:  Covid-19, el virus que puso de rodillas a Estados Unidos

Fuentes cercanas a la presidencia de Estados Unidos revelaron a medios nacionales que la primera dama Melania Trump y su hijo, Barron, también fueron llevados al búnker.

Ayer, Donald Trump celebró la injerencia de las fuerzas policíacas para terminar con las protestas.