La muerte de George Floyd ha provocado una oleada de protestas por la brutalidad policial ejercida contra varias personas afroamericanas por parte de las autoridades.  

Regeneración, 28 de mayo del 2020. La alta comisionada de Naciones Unidas para los Derechos Humanos (ACNUDH). Michelle Bachelet exigió al Gobierno de Estados Unidos a tomar medidas contra los asesinatos de afroamericanos a manos de la policía.

“Este es el último de una larga serie de asesinatos de afroamericanos desarmados, cometidos por policías estadounidenses y gente armada”, informó Bachelet a través de un comunicado.

La autoridad hizo alusión al asesinato de George Floyd de 46, quien murió el lunes en Minneapolis. Después de que un policía lo inmovilizó contra el suelo durante varios minutos.

Hecho que quedó registrado por un transeúnte que grabó el evento.

Bachelet se mostró consternada por tener que añadir el nombre de George Floyd al de “Breonna Taylor, Eric Garner, Michael Brown y muchos otros afroamericanos desarmados»

Y es que, dijo que ellos también «han muerto a manos de la policía durante los últimos años, así como de Ahmaud Arbery y Trayvon Martin que fueron asesinados por agentes públicos armados”.

La expresidenta chilena también exigió a las autoridades estadounidenses:

“Tomar medidas serias para poner fin a estos asesinatos, y asegurarse de que se hace justicia cuando ocurren”.

El Departamento de Policía de la ciudad norteamericana, había señalado que la muerte de Floyd se debió a un incidente médico.

Hasta que salieron a la luz imágenes sobre la brutalidad policiaca, lo que ha generado una ola de indignación dentro y fuera de Estados Unidos.