Una piñatería se viralizó tras anunciar que ya cuentan con una piñata referente a la persona no binaria que se popularizó por exigir que le digan ‘compañere’

La situación sobre el leguaje inclusivo y Andra Escamilla fueron inspiración para una piñata

Regeneración, 30 de agosto de 2021. El famoso establecimiento de piñatas virales volvió a robarse las miradas de los cibernautas tras realizar y poner a la venta la piñata de ‘compañere‘.

La persona no binaria que se viralizó tras arremeter en contra de quienes le llamaron compañera en lugar de compañere ya cuenta con su propia piñata.

También conocida por su nombre, Andra Escamilla fue inspiración para esta manualidad, ya que cuenta con algunas características de dicho personaje.

LEER MÁS:  Hermana de Octavio Ocaña explota contra ex novia del actor por supuesto hijo

En las fotografías compartidas por la Piñatería Ramírez se puede ver que la piñata de Escamilla presenta dos letreros con la frase «No soy tu compañera, soy tu compañere«.

La piñata de compañere

La piñata tiene un rostro con semblante triste porque recuerda al momento en que Andra Escamilla pidió que usen los pronombres ‘él y elle’ para dirigírsele.

Por otro lado, muestra los lentes como accesorio que suele utilizar este popular personaje.

Piñatería Ramírez publicó en su cuenta de Facebook varios memes y un mensaje para anunciar que la piñata de compañere ya está disponible.

«Habemus piñata ¡¡Por que!!…»No soy tu compañera, soy tu COMPAÑERE» No soy tu piñata, soy tu PIÑATE»
Tras el anuncio de la piñata de compañere, la empresa ubicada en Reynosa ha recibido diversos comentarios felicitando la originalidad de su reciente creación.

Finalmente, la publicación ya supera las 9 mil reacciones y los más de 400 comentarios con memes y algunas críticas por utilizar la imagen de compañere.
Piñatas Ramírez es un negocio conocido por crear piñatas de los personajes más polémicos de las redes sociales.
Hace una semana dieron a conocer sus recientes creaciones inspiradas en Laura Bozzo y la youtuber YosStop.