Gobierno de Trump pone fin a programa para menores refugiados de Centroamérica

La administración de Trump ya había anunciado que pretendía terminar con este programa creado por Obama. 

Regeneración, 9 de noviembre de 2017.- Este miércoles, el gobierno de Donald Trump anunció el fin del programa por el cual inmigrantes legales con hijos menores de edad en Centroamérica podían solicitar el estatuto de refugiados para los niños.

Meses atrás, la administración de Trump ya había anunciado que pretendía terminar con este programa en 2018.

En un comunicado, el Departamento de Estado anunció que, desde este jueves 9 de noviembre, a las 23:59 hora del este de Estados Unidos, el gobierno dejará de aceptar solicitudes nuevas para el Programa de Menores Centroamericanos (CAM, por su sigla en inglés), que beneficia a El Salvador, Guatemala y Honduras.

LEER MÁS:  'Trump nos robó todas las ideas para la sexta temporada': actriz de House of Cards

“Los Centros de Apoyo al Reasentamiento en El Salvador, Honduras y Guatemala continuarán preseleccionando a los solicitantes que presenten sus solicitudes antes de la fecha límite del 9 de noviembre. Todos los requisitos, como las pruebas de ADN, los controles de seguridad y los exámenes médicos, siguen siendo los mismos”, dice el comunicado.

Cabe mencionar que el CAM entró en vigor el 1 de diciembre de 2014, con la administración del entonces presidente Barack Obama. Se ideó como una alternativa humanitaria ante la violencia que sufren los menores centroamericanos que viajan solos para reunirse con sus padres en EU.

LEER MÁS:  Muere ‘El Pata de Queso’, ligado al asesinato de migrantes en San Fernando

Luego, el año pasado, el programa fue extendido para que otros familiares también pudieran acceder a este beneficio.

En Guatemala, El Salvador y Honduras, las cifras de violencia y homicidios van en aumento provocado por el narcotráfico y las pandillas.

En 2014, más de 60 mil niños provenientes del Triángulo Norte de Centroamérica que viajaban solos hacia EU, fueron detenidos en la frontera de México.

 

 

Con información de La Jornada

Comentar con facebook