AMLO seguirá negociando con yaquis; ‘no se dejen engañar por nadie’

Adelfo Regino visitará a los grupos Yaquis que están aún inconformes. «Que sepan que nosotros cumplimos todos los compromisos», dijo AMLO

Regeneración, 17 de agosto, 2020. El presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, ofreció continuar negociando con los grupos de la tribu yaqui de Sonora que siguen inconformes con los acuerdos que se tuvieron cuando visitó el estado y les pidió no dejarse engañar por líderes políticos motivados por las siguientes elecciones.

Para este propósito, el director del Instituto Nacional de los Pueblos Indígenas (INPI), Adelfo Regino, visitará dichas comunidades en representación del presidente para lograr acuerdos, afirmó AMLO.

Este lunes en la conferencia matutina la corresponsal Shaila Rosagel informó que algunos miembros de la tribu yaqui en Sonora han bloqueado carreteras y vías férreas. Informó que es un grupo que no participó en el diálogo de AMLO con los yaquis en Vícam y exigen reunirse con el presidente.

«Ya se está buscando un acuerdo general. Estuve por los pueblos yaquis con ese propósito, firmé un compromiso de justicia a los pueblos yaquis, ahí se incluye el resolver todas sus demandas», explicó el presidente.

«Nosotros somos muy respetuosos de lo que ellos deciden. Parece que este grupo no está de acuerdo con participar en lo que se está planeando en lo general o no tienen la información adecuada; creo que debieron ir, ahora que estuve por allá, a escuchar y a expresar su inconformidad», lamentó.

Sin embargo, advirtió que podría haber también injerencia de intereses políticos: «En todos estos casos siempre se meten los políticos corruptos, los que siempre se aprovechan de la ocasión».

LEER MÁS:  Aprobación de AMLO alcanza su nivel más alto en más de un año: El Economista

«Vamos a que en esta semana establezca comunicación con ellos Adelfo Regino, que sepan que nosotros cumplimos todos los compromisos, que además queremos que haya justicia para el pueblo yaqui, que ha sido un pueblo muy castigado, muy reprimido, muy maltratado».

En cuanto a los productores que han visto pérdidas por los bloqueos, «pues que no vamos a dejar de atender sus peticiones, buscando el diálogo y buscando la conciliación», pero advirtió que no se usará la fuerza contra nadie, «el uso de la fuerza no ayuda; es mejor convencer».

El presidente recordó que él es el presidente de de la comisión que se creó para atender las demandas de los pueblos yaquis, «y mi suplente es Adelfo Regino, de modo que a los acuerdos que llegue él tienen todo el respaldo de la Presidencia de la República«.

AMLO insistió que la tribu yaqui debe tener cuidado de políticos motivados por las próximas elecciones. «Que no se dejen engañar ni manipular por nadie, porque allá en Sonora como en Chihuahua, como vienen las elecciones, ya salieron los candidatos y los intereses partidistas».

«En el caso de Chihuahua un senador del PAN y unos diputados del PAN dicen que no hay que quitarle el agua a Chihuahua, al pueblo de Chihuahua, a los agricultores de Chihuahua, pero no le explican a la gente que es un convenio que se firmó con Estados Unidos desde 1944. Están actuando con demagogia, queriendo obtener simpatía, ahí está el senador Madero y otros diputados sacando manifiestos. ¿Por qué antes no hablaban de esto?, ¿ahora ya les salió lo patriotas?, ¿ya se convirtieron en defensores del agua?».

LEER MÁS:  De sofismas para entregar la energía ya había advertido López Mateos, recuerda AMLO

«Que no politicen estas cosas», pidió AMLO. «Imagínense si no cumplimos con el acuerdo, que es, dicho sea de paso, uno de los mejores acuerdos que se tiene con Estados Unidos, esto lo saben los especialistas, porque se dio en una circunstancia muy especial».

«Lo de los yaquis es algo parecido. Ellos tienen razón, han sido maltratados, marginados, reprimidos históricamente, ya lo he dicho aquí, es la etnia, el grupo cultural que más ha padecido de represión en México«, detalló el presidente.

«Ellos padecieron la represión durante el porfiriato para quitarles sus tierras, para quitarles el agua y fue una represión inhumana, brutal, asesinaron a más de 15 mil yaquis, los deportaron, los mandaron como esclavos a trabajar en las haciendas cañeras, henequeneras, del sureste, en Veracruz, en Oaxaca, en Yucatán y han padecido de discriminación permanente hasta la fecha».

«Entonces, sí tienen todo el derecho a exigir justicia, pero al mismo tiempo hay quienes sacan provecho y, para ser más claro, quienes se han quedado con las tierras y con el agua, y en función de esos intereses es que se dan estos problemas».

«Además, como antes no se atendían, iban a pasar un ducto de gas por los pueblos yaquis y no les importaba como lo hicieron; y si había protestas, represión y encarcelamiento. Eso ya no hay, pero tampoco vamos a permitir la manipulación».

«Y vamos a llamar a las cosas por su nombre, o sea, fuera máscaras. Justicia y política, sí; manipulación y politiquería, no», concluyó.