Compartir

Políticos priistas estarían detrás de un complejo inmobiliario que significaría un ecocidio de 74 hectáreas en Valle de Bravo.

 

Renegeración, 12 de septiembre de 2017.- Todo parece indicar que priistas de élite se encuentran detrás de un desarrollo inmobiliario que pretende terminar con 74 hectáreas de bosque en Valle de Bravo, para instaurar el proyecto Bosque de Pamejé, en el Club de Golf del Hotel Avándaro.

Según reportes periodísticos, el proyecto, que fue presentado por el diputado federal del PRI, Tristán Canales, es un ecocidio criminal y busca construir en medio del bosque un exclusivo fraccionamiento de más de 250 casas rodeadas de lagos y una serie de amenidades.

LEER MÁS:  Salinas está detrás de las renovaciones de dirigencia del PRI y PAN, señalan

El proyecto, sin embargo, deberá ser aprobado antes del fin de semana, cuando Eruviel Ávila a quien ya se descartó de la carrera presidencial, deje el despacho del gobierno del Estado de México.

“El gobernador Eruviel Ávila dejará como obsequio –esa es su pretensión– una firma final antes de retirarse del cargo. Amparado por la Semarnat, que no observa obstáculo alguno en eliminar 60 hectáreas de bosque en un terreno comunal, emitirán los permisos y licencias para que inicie un desarrollo en cinco fases para desmontar y talar un bosque con fines de fraccionamiento privado”, escribió Leonardo Kourchenko en el Financiero.

LEER MÁS:  En Edomex un tercio de los funcionarios de casilla renunciaron a última hora

Los vecinos de la zona ya han señalado que el desarrollo de este proyecto ocasionaría un daño irreversible al hábitat de especies de flora y fauna silvestre, así como a las fuentes naturales de agua como manantiales y la propia dinámica del bosque.

Todo ello sin contar que el lugar es una zona natural protegida a nivel Federal, desde hace varios años.

La Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat), llevó a cabo una reunión informativa para consultar a los vecinos de la zona el proyecto; pese a las condiciones en que se planteó la sesión: en un sitio privado en lugar de una plaza pública y un salón muy pequeño en el que no entraban los ciudadanos interesados, hubo bastantes personas.

LEER MÁS:  Rescatan 200 raramuris secuestrados por el PRI en Chihuahua

Más tarde, el delegado de la Semarnat dijo que se cancelaría la reunión y cuando personas se fueron, la reanudó en condiciones peores a las primeras: en un espacio abierto, sin sonido ni un lugar para proyectar.

“Todo indica que se trata de un proyecto bajo la mesa, oscuro, de beneficio privado para algunos políticos privilegiados que están en posibilidad de hacer negocios de esta envergadura”, indicó Kurchenko.

Vía El Financiero y Quadratín. 

Si quieres informarte más, visita: Regeneración

loading...

Comentar con facebook