Bancos extranjeros son una plaga, pero los tenemos agarrados del pescuezo: Mujica

Mientras que en Uruguay se discute sobre la conveniencia de la llegada de los presos de Guantánamo, el presidente José Mujica fue protagonista de un nuevo reportaje internacional en la revista del diario El País de Madrid.

URUGUAY-US-MUJICA-AEROSMITH

Regeneración, 23 de marzo 2014.-En 17 páginas, el periodista Juan José Millas retrata a Mujica en diversas situaciones cotidianas, como su vida en la chacra de Rincón del Cerro, su trabajo en la Torre Ejecutiva y una visita a la estancia presidencial de Anchorena (Colonia).

A lo largo de la conversación, el presidente reconoce que los sindicatos, “muy poderosos”, le han “torcido un poco el brazo” y señala que la burocracia estatal es “todavía un problema”. Además advierte que hoy día en el mundo no mandan los presidentes, sino “los grandes poderes financieros”. En Uruguay “los bancos de fuera” son una “plaga, pero no pueden hacer nada. Los tenemos agarrados del pescuezo. Tenemos algunos bancos del Estado, que son los más fuertes, pero cortito”, remató.En la entrevista, Mujica expresó que la “peor enfermedad” es la de los ciudadanos que “no creen en su gobierno”, producto de la distancia de los políticos con la gente.“En los países grandes hay núcleos económicos que pesan sobre los gobiernos con un poder del diablo (…) Solo me arrepiento de los amores perdidos”, son las dos frases que se destacan en la portada de El País Semanal, con una foto de Mujica en una playa.Mujica es presentado como “el mandatario de un país que sorprende” y se adelanta que le abrió “las puertas de su humilde casa, su despacho y su residencia” al periodista Juan José Millás. “Un viaje alucinante para retratar a un líder extraordinario”, se lee en la portada.El diario ya había adelantado que Mujica reconoció que los sindicatos le han torcido el brazo. “Un poco puede ser, sí”, dice Mujica, pero enseguida se defiende: “Pero dos huelgas grandes que tuvieron, las perdieron. La enseñanza la perdió y la salud también”.

LEER MÁS:  Trump ahora va en contra de los migrantes legales pobres

Mujica también fue consultado sobre la reforma del Estado. Ante esto reconoce orgulloso que los entes no se han privatizado y dice: “No se privatizarán. Probablemente si estuvieran administrados privadamente estarían mejor administrados, pero la ganancia que dejan se la llevan para afuera. ¿Sabe cuál es el defecto que tienen acá? Es que tienen a algún trabajador de más algún empleado de más. Pero son salarios que quedan acá, si no sería una transnacional que se lleva la ganancia para afuera. No es negocio”.

LEER MÁS:  2 mil millones de dólares recauda Corea del Norte en ciberataques: ONU

En un pasaje de un video de cinco minutos y medio, Mujica, siempre dentro de un auto, manifiesta que “a veces de noche estoy muy cansado y si le tengo que dar le doy”, sobre cuándo trabaja en la chacra. Contó que tiene una persona que trabaja en el campo y que en la casa hacen las cosas él y Lucía Topolansky.

Relató que empezó con los estudios de Derecho pero no siguió y que todo lo que aprendió de agro lo hizo leyendo, como un autodidacta, dice que hasta el día de hoy sigue leyendo sobre el tema.

LEER MÁS:  Banorte comprometido con la 4a Transformación de México

Comentó que “puso” de ministro a Aguerre por la importancia que para los arroceros tiene el regadío, un tema que el presidente ha insistido que es clave para el futuro del país.

En determinado momento Millás le contó que en la mañana estaban dos obreros arreglando un pozo, y que era visible que no era necesario tener a dos personas para hacer eso, y que además, era un trabajo que hicieron con mucha tranquilidad. El presidente exclamó irónico: “¡Ah, no! En eso somos… En eso nos falta en pila”

 Información: El Observador

cargando...