Compartir

La bebé nació completamente sana con un peso aproximadamente de 9 libras, lamentablemente murió a los ocho días al contraer el virus del herpes

Regeneración, 28 de octubre de 2018. Una bebé de Estados Unidos nació completamente sana pero lamentablemente murió al contraer el virus del herpes simple tipo 1 (HSV-1) que le provocó herpes neonatal y acabó con sus pulmones.

La pequeña Aliza Rose murió a los ocho días de nacida, al parecer se contagio luego de que una persona le diera un beso, incluso pudo haberla tocado sin lavarse las manos.

LEER MÁS:  EU: 13 paquetes bomba, un sospechoso detenido, continúan búsqueda

“Nunca voy a dejar de compartir la desgarradora historia de nuestra dulce Aliza Rose. Tenía 8 días cuando murió. Nació como un bebé saludable de casi 9 libras. Estaba sana durante un día y medio antes del virus HSV-1 que afectó su columna vertebral y se comió sus pulmones y cerebro”, escribió la madre en sus redes sociales.

“Alguien la tocó sin lavarse las manos o besó su cara mientras era portador del virus. Y cualquiera puede ser un portador y no mostrar signos. Es fatal, hasta por lo menos dos semanas y los padres se lo pueden pasar a ellos también. Por favor, ayúdanos a salvar más bebés compartiendo nuestra historia y no besando bebés. Lávate las manos, no beses a los bebés”, manifestó Abigail Rose.

LEER MÁS:  Grupos de ultraderecha y milicia de EU intentan bloquear el paso a Caravana Migrante

Si quieres informarte más, visita: Regeneración

loading...

Comentar con facebook