Gobierno Holandés premia a Graciela Pérez, defensora de DDHH de familiares de desaparecidos

La mexicana que desde 2012 busca a su hija y a cuatro familiares más, ganó el “Tulipán de los Derechos Humanos 2017”. 

Regeneración, 11 de noviembre de 2017.- La mexicana Graciela Pérez Rodríguez ganó el premio “Tulipán de los Derechos Humanos 2017”, otorgado por el gobierno de Holanda por su lucha en la defensa de los derechos de los familiares de personas desaparecidas en el país.

El premio es una escultura de bronce y una suma de 100 mil euros para ampliar el trabajo de los derechos humanos del ganador.

En un comunicado, las sedes diplomáticas holandeses informaron que el premio se concedió a Pérez, quien busca a su hija, un hermano y tres primos desde el 2012, por sus esfuerzos en la lucha del respeto a los derechos de familiares de víctimas a pesar de la violencia e inseguridad que se vive en México.

LEER MÁS:  Justicia de EU pide a SRE extraditar a exgobernador priista Eugenio Hernández

Destaca que Pérez trabaja en Tamaulipas, estado vecino de Texas, donde los niveles de violencia crecen por la presencia de grupos del crimen organizado en contubernio con grupos políticos y gobiernos.

“Los defensores de los derechos humanos como Graciela son indispensables en la lucha por un mundo mejor. Es necesaria la presión interior para lograr un cambio real”, dice el comunicado.

“Graciela Pérez Rodríguez, una ciudadana que se ha sumergido en la ciencia forense, es miembro fundador del proyecto Ciencia Forense Ciudadana. Este colectivo nacional de familiares de personas desaparecidas en diferentes estados de México, ha ayudado a establecer el Registro Nacional de Personas Desaparecidas de México y una base de datos de ADN creada por y para los ciudadanos, la cual permite la identificación de los restos de las víctimas en una etapa tardía”, dice una nota informativa del portal de los Países Bajos.

LEER MÁS:  Se decide hoy si va Ley de Seguridad Interior, ONU y CNDH reiteran que no se apruebe

“A pesar de las difíciles circunstancias en las que trabaja, Graciela sigue comprometida con la búsqueda de personas desaparecidas en México. Los defensores de los derechos humanos como Graciela son indispensables en la lucha por un mundo mejor. Es necesaria la presión interior para lograr un cambio real”, aseguró el ministro Zijlstra.

En México hay más de 30 mil personas desaparecidas y aunque el Congreso aprobó la ley para combatir este problema, aún no se implementa.

La hija y familiares de Graciela desaparecieron cuando salieron a pasar un fin de semana a Houston, Texas y nunca volvieron.

LEER MÁS:  En tres años, autoridades federales pagaron más de 115 mdp por violaciones a DDHH

 

Con información de Chicago Tribune

Comentar con facebook