Compartir

Inician movimiento de apicultores y apicultoras para defender sus territorios del uso generalizado de agroquímicos

Piden al gobierno mexicano cambiar la política agrícola, regulando el uso de pesticidas, herbicidas y demás productos que afectan a la biodiversidad

Agroquímicos afectan a las abejas, pero también degradan el suelo y contaminan los mantos acuíferos: U Lool Che

Regeneración, 4 de octubre del 2018. Afectados por la muerte masiva de abejas, producto de las fumigaciones de plantíos, cerca de apiarios en cuatro ejidos del municipio de José María Morelos, apicultores de Quintana Roo lanzaron un mensaje a otros apicultores en países de Centroamérica, para pedir su respaldo y advertirles que no permitan el uso de agroquímicos en su territorio.

Lo anterior fue informado por medio de redes sociales por el Consejo Civil Mexicano para la Silvicultura Sostenible (CCMSS).

En un breve video, Luis Alberto Cauich Salazar, integrante de la sociedad cooperativa “U Lool Che”, se dirige a los apicultores de Centroamérica, para narrarles el impacto negativo en materia apícola, ambiental y socioeconómica que enfrentan, a partir de las fumigaciones hechas en los ejidos de Candelaria, San Felipe I, Nuevo Reforma y Kankabchen, en el municipio de José María Morelos, en Quintana Roo.

“Estamos siendo afectados y pedimos que nos apoyen y pedirles que como nosotros vamos a empezar a defender nuestro territorio, ustedes no permitan que llegue a pasar esto en sus territorios, porque ustedes lo saben, que la abeja nos trae un producto riquísimo en todos los aspectos; es una actividad bastante buena para el sustento de nuestras familias.

“De todo corazón, hermanos apicultores, les pedimos que nos apoyen y que no permitan que esto pase en sus territorios”, expresa.

Apicultores de Quintana Roo dirigen mensaje para impedir uso de agroquímicos que contaminan la tierra

Apicultores de Quintana Roo dirigen mensaje para impedir uso de agroquímicos que contaminan la tierra• Anuncian el inicio de un movimiento de apicultores y apicultoras para defender sus territorios del uso generalizado de agroquímicos• Piden al gobierno mexicano cambiar la política agrícola, regulando el uso de pesticidas, herbicidas y demás productos que afectan a la biodiversidad• Agroquímicos afectan a las abejas, pero también degradan el suelo y contaminan los mantos acuíferos: U Lool CheAfectados por la muerte masiva de abejas, producto de las fumigaciones de plantíos, cerca de apiarios en cuatro ejidos del municipio de José María Morelos, apicultores de Quintana Roo lanzaron un mensaje a otros apicultores en países de Centroamérica, para pedir su respaldo y advertirles que no permitan el uso de agroquímicos en su territorio.En un breve video, Luis Alberto Cauich Salazar, integrante de la sociedad cooperativa “U Lool Che”, se dirige a los apicultores de Centroamérica, para narrarles el impacto negativo en materia apícola, ambiental y socioeconómica que enfrentan, a partir de las fumigaciones hechas en los ejidos de Candelaria, San Felipe I, Nuevo Reforma y Kankabchen, en el municipio de José María Morelos, en Quintana Roo.“Estamos siendo afectados y pedimos que nos apoyen y pedirles que como nosotros vamos a empezar a defender nuestro territorio, ustedes no permitan que llegue a pasar esto en sus territorios, porque ustedes lo saben, que la abeja nos trae un producto riquísimo en todos los aspectos; es una actividad bastante buena para el sustento de nuestras familias.“De todo corazón, hermanos apicultores, les pedimos que nos apoyen y que no permitan que esto pase en sus territorios”, expresa.En entrevista, Marcelo Chan Moo, presidente de U Lool Che, explica que el uso de herbicidas no sólo afecta a las abejas y a otros polinizadores, sino que “deja pelón el suelo”, es decir, devasta toda la vegetación de la zona fumigada, y cuando llueve, el químico se filtra hacia el subsuelo, contaminando el agua que es usada para el consumo humano y el riego de cultivos.“Es un daño muy grande, que no vemos a simple vista, pero que está ahí. También nos afecta la miel. Nosotros somos productores de miel orgánica, que no debe traer ningún residuo químico; no podemos estar vendiendo producto contaminado”, señala.Alberto Cauich exhorta a cambiar la política agrícola, no sólo en Quintana Roo, sino en la Península de Yucatán y en todo el país, “que está siendo invadido por agroquímicos”.Recordó que semanas atrás, la propia Secretaría de Agricultura, Ganadería, Desarrollo Rural y Pesca (Sagarpa), con aval de la Secretaría de Desarrollo Agropecuario, Rural y Pesca de Quintana Roo (Sedarpe), entregó agroquímicos en José María Morelos, como parte del Programa de Apoyos para Productores de Maíz y Frijol (PIMAF) 2018. Entre ellos, los paquetes contenían glifosato, un pesticida fabricado por Monsanto, que produce graves afectaciones en las abejas, de acuerdo con una nueva investigación hecha por la Universidad de Austin, Texas, dada a conocer en esta semana.“Estos insecticidas, herbicidas, pesticidas y agroquímicos en general, lo que hacen es afectar a la biodiversidad. Además de matar a los insectos, cuando la lluvia lava el suelo, el químico se va al subsuelo y contamina el agua subterránea. “Estos agroquímicos están poniendo en peligro la apicultura de José María Morelos. Estamos en peligro todos los ejidos vecinos, porque las nubes tóxicas de lo que se fumiga, viajan impulsadas por el viento y tardan en disiparse”, subrayó.

Posted by CCMSS Península de Yucatán on Thursday, October 4, 2018

En entrevista, Marcelo Chan Moo, presidente de U Lool Che, dijo que el uso de herbicidas no sólo afecta a las abejas y a otros polinizadores, sino que “deja pelón el suelo”, es decir, devasta toda la vegetación de la zona fumigada, y cuando llueve, el químico se filtra hacia el subsuelo, contaminando el agua que es usada para el consumo humano y el riego de cultivos.

“Es un daño muy grande, que no vemos a simple vista, pero que está ahí. También nos afecta la miel. Nosotros somos productores de miel orgánica, que no debe traer ningún residuo químico; no podemos estar vendiendo producto contaminado”, señala.

Alberto Cauich exhorta a cambiar la política agrícola, no sólo en Quintana Roo, sino en la Península de Yucatán y en todo el país, “que está siendo invadido por agroquímicos”.

Recordó que semanas atrás, la propia Secretaría de Agricultura, Ganadería, Desarrollo Rural y Pesca (Sagarpa), con aval de la Secretaría de Desarrollo Agropecuario, Rural y Pesca de Quintana Roo (Sedarpe), entregó agroquímicos en José María Morelos, como parte del Programa de Apoyos para Productores de Maíz y Frijol (PIMAF) 2018.

Entre ellos, los paquetes contenían glifosato, un pesticida fabricado por Monsanto, que produce graves afectaciones en las abejas, de acuerdo con una nueva investigación hecha por la Universidad de Austin, Texas, dada a conocer en esta semana.

“Estos insecticidas, herbicidas, pesticidas y agroquímicos en general, lo que hacen es afectar a la biodiversidad. Además de matar a los insectos, cuando la lluvia lava el suelo, el químico se va al subsuelo y contamina el agua subterránea.

“Estos agroquímicos están poniendo en peligro la apicultura de José María Morelos. Estamos en peligro todos los ejidos vecinos, porque las nubes tóxicas de lo que se fumiga, viajan impulsadas por el viento y tardan en disiparse”, subrayó.

Si quieres informarte más, visita: Regeneración

loading...

Comentar con facebook