Robots sexuales, la nueva era de placer

Existe un debate sobre si el uso de robots reduciría los deseos de los agresores de dañar a humanos o si la gente debería cumplir sus fantasías con este tipo de tecnología.

 

Regeneración 5 de julio de 2017.- A pesar que estos robots fueron creados para ayudar aquellas personas que tienen dificultades para mantener relaciones íntimas, científicos contraponen argumentos basados en que estos aparatos puedan aumentar la cosificación de las mujeres, alterar las percepciones del consentimiento y utilizarse para satisfacer deseos inusuales que de otra forma, fuera ilegal.

“Se trata aún de un tema muy nuevo y definitivamente necesitamos ciencia sobre el tema”, reconoce Noel Sharkey, profesor emérito de robótica e inteligencia artificial de la Universidad de Sheffield, Reino Unido.

LEER MÁS:  México, con Sofía Aragón, obtiene tercer sitio en Miss Universo 2019

Los autores creen que los robots podrían dar inicio a una auténtica «revolución sexual”, pero también comparten su preocupación ante el hecho de que Sharkey ha mencionado que también existe el riesgo de que estas máquinas estimulen a los violadores.

Algunas personas dicen: “Bueno, es mejor que violen a los robots que violen a personas reales”, pero otros piensan que esto sólo animará más a los violadores, explicó el cofundador de la Fundación para una Robótica Responsable.

“Ya hay unas cuantas compañías que desarrollan robots para el sexo y queríamos estudiar la cuestión sin entrar a opinar para desarrollar un documento que tal vez pueda ser útil para que los políticos puedan ver lo que está pasando realmente”.

LEER MÁS:  IPN desarrolla tratamiento para erradicar cáncer de piel

De igual modo, a los científicos se les preocupa la perspectiva de que se creen robots sexuales de niños; de hecho, existe ya una compañía que crea muñecas sexuales, hechas por una compañía japonesa cuyo dueño es un pedófilo, quien declaró que su invento evita que él y otros pederastas abusen de niños reales, sin embargo, Sharkey es escéptico respecto al argumento de que los robots puedan ayudar a las personas a superar sus fantasías sexuales, sino que cree que es más probable que alienten la pedofilia y hagan aceptable las agresiones a niños.

LEER MÁS:  Balean en Tláhuac a presunto agresor del edil de Valle de Chalco

En la misma línea, Patrick Lin, director del grupo de ética y ciencias emergentes de la Universidad Estatal Politécnica de California, Estados Unidos, considera que «tratar a los pedófilos con robots sexuales de niños es una idea dudosa y repulsiva”.

Pese a todo, los robots sexuales ya pueden ser adquiridos en Estados Unidos y hay planes para abrir un café con ‘cíborgs’ eróticos en Londres; de acuerdo a la Fundación de Robótica Responsable estas “muñecas androides” serán capaces de realizar al menos 50 posiciones sexuales automatizadas y su costo oscilará entre 5 mil y 15 mil dólares.

Con información de: El Universal

cargando...