Subastas de libros: de Facebook al Centro Histórico de la CDMX

Es posible encontrar el libro ideal a un precio justo sólo por el gusto o la costumbre de permanecer en Facebook durante un largo rato en el día

Por: Sofía Ortiz Laines

Foto: La Vanguardia

Querido lector: si eres de los que piensan que sólo se puede adquirir libros en las librerías de “nuevo” o en las “de viejo”, aquí te va otra opción más barata en la maravillosa Ciudad de México. Con motivo del “Día Mundial del Libro” que se celebra este 23 de abril, me gustaría contarte sobre uno de tantos espacios en los que se venden libros usados: “La plaza de la Cháchara” llamada así por la comunidad lectora que la conforma. ¿Dónde se encuentra? En la histórica “Plaza de la Santa Veracruz” ubicada en la avenida Hidalgo, muy cerca de la Alameda Central (por cierto, ahí también se venden libros muy baratos), entre el Museo Franz Mayer y el Nacional de la Estampa.
La peculiaridad de este lugar, reside en que la comunidad que se congrega algunos fines de semana en dicha explanada, se organiza y planifica subastas virtuales desde la plataforma de Facebook en un grupo que recibe el nombre de: “El rincón de la cháchara” desde junio del año 2017. El mecanismo, relativamente, es muy sencillo, siguiendo la lógica de la misma red social: primero deberás unirte al grupo, para posteriormente poder ver y acceder a todas las publicaciones que cada integrante comparte, en su mayoría, fotografías de los libros que se pretende vender al mejor postor.
Las pujas comienzan una vez publicada la obra y finalizan en el momento en que a ti te parece conveniente, puedes reunirte en la misma Plaza o en algún otro punto de la Ciudad. A pesar de que Facebook es el principal dispositivo por el que se estimula la transacción comercial, el espacio público es muy importante, puesto que allí también se realizan, cara a cara, y libro con libro las subastas de las mal o bien llamadas chácharas.
Debido al auge que ha tenido esta plataforma virtual, los administradores y fundadores han tenido a bien, crear normas para la correcta compra-venta de libros. Por ejemplo, no se permite la venta de libros gratuitos, como cada subasta es regulada y supervisada, la hora del término de cada una debe ser respetada o serás acreedor a una amonestación. En la información del grupo puedes encontrar los puntos anteriores con mayor detalle, así como el organigrama de los responsables de “El rincón…”
Aquí es posible encontrar el libro ideal a un precio justo sólo por el gusto o la costumbre de permanecer en Facebook durante un largo rato en el día.  Podría parecer difícil pensar en los beneficios que brinda el internet y las redes sociales para este rubro comercial, que más que beneficiar al mercado convencional, auxilien a la circulación de saberes y a la promoción de la lectura, inmersa en una dinámica novedosa. No obstante, este es un claro ejemplo de la existencia de otro tipo de comercio con otro tipo de lectores. Así que si quieres “desechar” los libros que te obligaron a comprar en la escuela o los que te regaló tu ex, este es el espacio perfecto para ganar un poco de dinero y conocer a nuevas personas que se aventuraron a confiar en tu foto de perfil.

LEER MÁS:  Exhibirán acervo musical de Carlos Monsiváis en la Fonoteca
cargando...