El presidente de patología, Jim Musser señaló que “la mutación ayuda a que el virus se propague mas rápido»

Regeneración, 25 de septiembre de 2020. Un grupo de investigadores del Hospital Metodista de Houston analizaron la estructura del nuevo Covid-19 que infectó a los habitantes de esta ciudad en dos oleadas.

Los investigadores notaron que la cepa se volvió más contagiosa tras sufrir una mutación.

El presidente de patología, Jim Musser señaló que “la mutación ayuda a que el virus se propague mas rápido».

LEER MÁS:  Martha Sánchez Néstor, feminista y activista indígena, falleció a causa de Covid

El estudio fue publicado en el servidor de reimpresión MedRxiv y los científicos examinaron más de 5 mil genomas del Covid-19 que fueron recuperados en la fase más temprana de la epidemia y en la que aún esta en curso.

Los expertos concluyeron que casi todas las cepas de la segunda ola mutaron. Y con ello aumento el número de “picos” en el virus en forma de corona.

Además en algunas regiones de la proteína de pico, que son el objetivo principal de las vacunas se mostraron algunas mutaciones que podrían indicar que el virus esta cambiando para evitar la respuesta inmune del cuerpo.

LEER MÁS:  Sólo faltan 10 municipios para concluir vacunación en frontera norte: Rosa Icela

“La única mutación en la proteína pico da como resultado una mayor cantidad de virus en el tracto respiratorio superior y eso probablemente ayude a que se propague más rápido, pero no hace que parezca que cause una enfermedad peor o que invade mejor”, enfatizó Musser.