Reconoció su derrota en la segunda vuelta contra Emmanuel Macron y le desea éxito frente a los enormes desafíos de Francia.

lepen

 

Regeneración, 8 de mayo de 2017.-La candidata del Frente Nacional reconoció su derrota en las elecciones presidenciales francesas luego de que se dieran a conocer las primeras estimaciones de las votaciones, que le daban una gran ventaja al candidato centrista Emmanuel Macron. La candidata Marine Le Pen le ha deseado “éxito”al nuevo presidente frente a “los enormes desafíos de Francia”.

Aseguró ante sus seguidores, que ahora ella “liderará la lucha” de cara a las elecciones parlamentarias que tendrán lugar en Francia para el próximo mes de junio, agregó que también dirigirá una “profunda reforma” de su partido para hacer del frente Nacional “una nueva fuerza política”, pero no dio especificaciones sobre a lo que se refiere.

Frente a sus simpatizantes conglomerados en París, la candidata de la extrema derecha, que según las primeras estimaciones obtuvo el 35 % de los sufragios (30 puntos menos que su rival), agradeció el apoyo de “los 11 millones de electores patriotas” que sí la votaron.

LEER MÁS:  Candidatos rusos se disfrazan de oponente para ganar eleccciones

Se trata del mejor resultado histórico del Frente Nacional (FN), lo que llevó a Le Pen a asegurar que su movimiento “se ha convertido en la primera fuerza de oposición”.

Marine Le Pen aseguró que será ella quien encabece “el combate de las legislativas” de junio próximo, en las que tratará de reunir a “todos aquellos que quieren optar por la preferencia francesa”.

Aseguró que estas presidenciales han mostrado “una descomposición de la vida política francesa” marcada por “la desaparición de los partidos tradicionales”, haciendo referencia a los socialistas y el centroderecha aglutinado en Los Republicanos.

En ese contexto, aseguró que quienes han apoyado a Macron entre las dos vueltas “se han desacreditado solos” por lo que solo su movimiento puede plantar cara al nuevo presidente.

En las elecciones legislativas, Le Pen aseguró que volverá a plantear el dilema entre “mundialistas y patriotas” y se mostró “inquieta” por las perspectivas que se abren en el mandato del nuevo presidente.

LEER MÁS:  Candidatos rusos se disfrazan de oponente para ganar eleccciones

Macron obtuvo 20 millones 703 mil 694 votos, equivalente a 66.06 por ciento, lo que le dio amplia ventaja sobre Le Pen, quien cosechó 10 millones 637 mil 120 sufragios, es decir, 33.94 por ciento, informó el Ministerio del Interior, escrutados todos menos el 0.01 por ciento de los sufragios de 47 millones 448 mil 893 electores registrados en el país.

Estos elecciones tuvieron el más alto porcentaje de abstención de los pasados 47 años, dado que uno de cada tres franceses votó en blanco o se abstuvo por primera vez desde 1969. La participación en la segunda vuelta fue inferior a la de la primera, el pasado 23 de abril, lo que demostró un fuerte desencanto del electorado; se emitieron un total de 35 millones 407 mil 615 votos, lo que representa 25.38 por ciento de abstención.

Con información de: El Heraldo  y  La Jornada