Subirachs, autor de las esculturas de La Sagrada Familia, fallece a los 87 años

• La escultura «México» fue creada en 1968

Subirachs
El beso de Judas – detalle de la fachada de la Sagrada Familia, Barcelona

Regeneración. Abril 8, 2014 Barcelona, España.- El escultor y pintor catalán Josep Maria Subirachs, que esculpió la fachada de la Pasión de la basílica de la Sagrada Familia de Barcelona, murió en la noche del lunes en la capital catalana a los 87 años, informó este martes su familia, tras una larga enfermedad neurodegenerativa.

Subirachs, nacido en 1927, fue uno de los escultores catalanes más prestigiosos de la segunda mitad del Siglo XX.

Tras iniciarse en la escultura como aprendiz del escultor Enric Monjo entre 1942 y 1947, pasó por varios estilos evolucionando hacia la abstracción antes de volver hacia un arte figurativo.

LEER MÁS:  Secretaría de Salud informa qué son los coronavirus y prevención

Autor de grandes intervenciones públicas, creó en 1957 «Forma 212», la primera obra abstracta que se colocó en un espacio público en Barcelona, a la que siguieron otras muchas.

La escultura «México» fue creada en 1968, por invitación del gobierno mexicano, para la celebración de los Juegos Olímpicos . Esta obra contiene plasmada de forma sugestiva la palabra México en su volumen horizontal central en que convergen un primer volumen inferior o base y un segundo superior a manera de positivo y negativo formando una especie de cruz y tienen una altura de 10.50 m. Su ubicación original, muy cerca de Ciudad Universitaria, en el Trébol vial de Periférico y la Avenida Insurgentes del Distrito Federal.

LEER MÁS:  Atención a mexicanos procedentes de China conforme protocolo
image
«México» (1968)
Escultura ubicada en la Ruta de la Amistad, DF

Su gran obra, por la que es reconocido mundialmente, fue el diseño y escultura de la fachada de la Pasión de la Sagrada Familia de Barcelona.

En 1986, el encargaron este trabajo que le llevó 20 años hasta que en 2005 lo dio por finalizado, tras haber esculpido más de 100 figuras en piedra y realizado cuatro puertas de bronce, que recrean los últimos días de Jesús.

Su trabajo en el templo le granjearon las críticas de algunos de sus compañeros de profesión, que hubieran preferido dejar la basílica tal y como la dejó Gaudí. Subirachs ya había trabajado antes en una iglesia al realizar entre 1957 y 1961 un conjunto de figuras y cuatro puertas para el santuario de la Virgen del Camino en León (Castilla y León, norte), con lo que dio fin a su época expresionista y que le abrieron las puertas a otros encargos en ciudades españolas y del mundo.

LEER MÁS:  México será la sede de Campeonato Femenino sub- 17 de Concacaf

Su obra le ha valido numerosos reconocimientos como la Medalla de Oro al Mérito en las Bellas Artes española, la Creu de Sant Jordi del gobierno regional catalán o la distinción de Oficial de la Orden de las Artes y las Letras francesa.

cargando...