Protección Civil: La compleja atención a fugas en tomas clandestinas

Protección Civil federal invitó a no ponerse en riesgo ante fugas de gas, cuyas tomas clandestinas lleva a veces días poner bajo control

Regeneración, 17 de enero del 2020. Cuando el gas LP se deja escapar en una toma clandestina, su volumen se multiplica cientos de veces, lo que representa uno de los factores que hacen compleja la atención a las fugas de estas tomas ilegales, señaló David León coordinador Nacional de Protección Civil.

El funcionario explicó en la conferencia matutina de este viernes, en donde exhortó a la población a no poner en riesgo su integridad, que atender una fuga de gas es un proceso complejo que puede llevar días controlar, al tiempo que se debe de mantener la seguridad de los habitantes.

Caso Nextlalpan

El titular de Protección Civil ejemplificó con la fuga de gas registrada en agosto del 2019, en el ducto conocido como Cactus-Guadalajara, que corre de Reforma, Chiapas, hasta Zapotlanejo, Jalisco.

David León se refirió a esta fuga, registrada en el municipio de Nextlalpan, Estado de México y que fue uno de los 80 eventos de este tipo durante el 2019.

«La gran diferencia que tiene el manejo de una toma clandestina descontrolada entre gasolina y gas tiene que ver con que el combustible es muy difícil de controlar», señaló el titular de Protección Civil.

Activación de protocolo

David León señaló que al presentarse una fuga, se activan el protocolo de Protección Civil con la participación de los gobiernos municipal, estatal y del Gobierno de México.

«El ducto trae gas LP a alta presión. Dentro del ducto es líquido, en el momento que se libera, que hay una toma clandestina, baja la presión y se convierte en gas y se multiplica cientos de veces al salir», explicó el titular de Protección Civil.

LEER MÁS:  Mienten sobre supuestas camionetas de AMLO, eran de Eruviel
Protección Civil, David León, su titular

Mencionó que uno de los factores que afecta al gas es la temperatura y la luz,

«Con la salida del sol el gas se disipa de manera rápida, pero en temperaturas frías y en ausencia de luz solar se precipita al piso y se vuelve muy complicado que nosotros podamos controlarlo», explicó.

Señaló que se utiliza la aplicación de brisa con las pipas de Bomberos municipales para acorralar el gas y que en ese momento las familias puedan evacuar la zona.

«Algo que a estos grupos delincuenciales les lleva unas horas, ese proceso para nosotros dura algunos días», mencionó.

«El protocolo marca que en cuanto se ubica la fuga, ya sea por una denuncia o por –repito- un recorrido de las Fuerzas Armadas, por supuesto hacemos un cerco de seguridad, hacemos una evacuación y comienza un proceso de ubicación del punto de fuga en el ducto y de reparación», detalló David León ante los periodistas.

«Ese proceso en el punto del gas es complicado, porque vamos corriendo contra el tiempo.

Enseguida presentó otro caso de fuga, en Acajete, Puebla, donde luego de ubicar el punto de fuga, se cerraron las válvulas.

Quema controlada

El funcionario explicó que, luego de cerrar las válvulas a ambos lados de la fuga, distancia que puede ser de varios kilómetros, se procede a quemar, de manera controlada el gas remanente en el ducto.

LEER MÁS:  Lluvias, además fuertes vientos y 9 entidades a más de 40 grados

«Cuando comenzamos a trabajar, en el día el gas se disipa; pero si se viene la noche, baja la temperatura, no hay luz solar, no podemos controlar ese gas, entonces tenemos que, de manera controlada, prenderle fuego a esa toma clandestina», señaló.

Puntualizó que esto se realiza «garantizando supuesto que no exista población cerca, justamente para que el gas remanente se esté quemando y no ponga en riesgo a la población que se encuentra cercana», explicó.

Reconocimiento a Fuerzas Armadas

Asimismo, reconoció la labor de las fuerzas armadas y del personal de Petróleos Mexicanos.

«Todo esto pone en riesgo, por supuesto a las familias mexicanas, pero también a una serie de servidores públicos extraordinarios que se trabajan en esto», dijo.

Y se refirió a los «soldados, marinos, guardias nacionales, bomberos municipales y no se diga los compañeros de Petróleos Mexicanos, que hacen la labor directamente en el ducto.

También reconoció el apoyo de los soldados, por supuesto, de las unidades de Protección Civil. Y en el proceso se le lanza un dardo con una punta incandescente al punto de fuga.

Invitó a no comprar ni vender combustible robado

David León exhortó a no comprar ni vender combustible robado, así como a denunciar de inmediato y ponerse a salvo.

También hizo un reconocimiento a las familias que han confiado en las fuerzas del orden.

«Debo reconocer que las familias han confiado en sus autoridades en este tipo de hechos para hacer evacuaciones de inmediato y colaborar con soldados, marinos, guardias, bomberos, para hacer esos procesos de manera lo más rápida y cuidadosa posible», señaló.